Descubrimos el queso helado en la Plaza de Chamberí

  • No se trata de helados con saborizante, la base es el propio queso
Foto: Madrid Directo |Vídeo: Telemadrid

A estas alturas hemos probado helados de todo tipo como el de lentejas y langosta. Hoy, un equipo de Madrid Directo descubre algo totalmente nuevo: el queso helado, que no el helado de queso.

La base de este producto es, nada más y nada menos que, queso y leche, además del pequeño porcentaje de canela o gelificantes de origen natural que hay que añadir para que se haga helado.

La idea del queso helado era mantener todas las características del queso transformadas en su versión más veraniega, que es el helado. Cuentan con hasta seis variedades de las cuales tres son de queso y las otras tres de otros lácteos como el requesón, el yogur de cabra o la mantequilla.

¿Cómo podemos comer el queso helado? Pues en un cucurucho, como cualquier helado, pero también puede acompañar recetas o ser un añadido en una ensalada o incluso en una carne.

Este delicioso manjar lo podemos encontrar en la Plaza de Chamberí, pero por ahora se trata de una primera edición muy limitada. El envase donde los venden es de 500 gramos y cada sabor cuesta 12,90 euros.

La mejor tarta de queso de Madrid

La tarta de queso es uno de los postres más pedidos en restaurantes y en tiendas de repostería y la protagonista en muchas cartas, con infinitas formas y sabores. Es tan famosa que tiene ya hasta su propio día y una ganadora en la Comunidad de Madrid.

La mejor tarta de queso de Madrid se come en Tatel y está elaborada con queso fresco y azul de cabra, según ha determinado el pasado lunes el jurado de la primera edición de un concurso que buscaba elegir la versión más deliciosa de este postre que se ha impuesto en las cartas de los restaurantes.

El paraíso para los amantes del queso

El paraíso de los amantes del queso se encuentra en la quesería de Campo Real, en donde sus quesos se comercializan por toda España y en Europa son muy valorados. Ya suman 70 años de tradición quesera.

Apostaron por trabajar para mantener la tradición de un producto genuino, con las características propias e inigualables que desde siempre le proporcionaban los pastos de estos terrenos. Buena parte del éxito lo tiene el sistema de producción que implantaron entre las distintas ganaderías y la propia quesería; modelo a seguir no solamente en nuestro país, sino que ha sido ampliamente elogiado por expertos de todo el mundo.

¿Cuál es la mejor forma de preparar una tabla de quesos?

En primer lugar, hay que saber elegir una buena tabla para servir los quesos. Lo más recomendable, según los expertos, es una tabla o plato de madera dura para que no absorban los olores de los quesos más fuertes.

Se recomienda servir entre 5 y 8 quesos de diferentes características y la colocación debe ser desde el más flojo hasta el más fuerte, para así no quitar el sabor a los primeros. Los mejores acompañantes para el queso son el pan, frutas, mermelada, frutos secos y el aceite de oliva.

Mejores Momentos

Programas Completos

Más de Gastronomía