Las claves del parricidio de Seseña

Escuchamos la llama de auxilio del padre del pequeño

Tras la pista

| 17.04.2018

Espeluznante llamada a Emergencias del padre al encontrarse el cadáver de su hijo en su casa de Seseña. “Mi niño no respira. Esta muerto. ¡Algo le ha hecho mi mujer!”, señaló el padre. La mujer acusada de matar a su hijo de 18 meses podría volver a la cárcel antes del juicio.

Según la versión de la acusada, al despertar se encontró a su hijo con los labios morados y sin respiración. Tras ver a su hijo muerto, la madre decide tomar un montón de ansiolíticos y se duerme. Al llegar a su casa, el padre del niño encontró a su hijo muerto junto a su madre que dormía al lado. La madre tenía antecedentes psiquiátricos y su estado podría deberse a la ingesta de medicamentos.

La mujer ha estado dos años en prisión y su marido pide que vuelva hasta que se celebre el juicio. El psiquiatra forense concluye que Alejandra tenía sus facultades intactas el día de los hechos.