El incierto futuro de Bale y James

El incierto futuro de Bale y James

Después de un ajetreado inicio de mercado de fichajes por parte del Real Madrid en el que se han visto varias caras nuevas en el Santiago Bernabéu, todavía se buscan nuevas incorporaciones de cara a la próxima temporada, como son los casos de Pogba o Neymar.

Sin embargo, antes de poder acometer más fichajes, el equipo merengue tiene que aligerar la plantilla. Aunque ya han conseguido importantes traspasos económicos como Kovacic (Chelsea) y Llorente (Atlético de Madrid), todavía quedan dos nombres marcados en rojo en la lista de descartes de Zinedine Zidane: Gareth Bale y James Rodríguez.

El galés se resiste a abandonar el club blanco y, aunque puede pasarse la temporada sin disputar ningún minuto, su intención es la de cumplir el contrato que le vincula al Real Madrid hasta 2022. Tras el cierre del mercado de la Premier y el fallido intento de su fichaje por el Jiangsu chino, la lista de posibles destinos se reduce cada vez más. Además, su agente Barnett ya ha avisado de que no saldrá cedido.

El caso del colombiano es similar. Aunque parecía que su fichaje por el Nápoles estaba prácticamente cerrado, las negociaciones se rompieron debido a las formas de efectuar el pago del traspaso. Ahora mismo, el Atlético de Madrid es el equipo que más fuerte está pujando por hacerse con los servicios del jugador cafetero, pero desde el Real Madrid se muestran reticentes a fortalecer al equipo vecino.

Zidane ha mostrado en numerosas ocasiones su deseo de que ambos jugadores abandonen la disciplina lo antes posible. De momento son jugadores de la plantilla y cuenta con ellos. Ya se verá lo que ocurre de aquí al cierre del mercado.