Vídeo: Telemadrid | Foto: REDACCIÓN

Los auriculares y el peligro de pérdida de audición

La Organización Mundial de la Salud ha publicado un informe en el que alerta de que casi 2.500 millones de personas en todo el mundo, o 1 de cada 4 personas, vivirán con algún grado de pérdida auditiva en el año 2050 y que, además, al menos 700 millones de estas personas necesitarán acceso a atención auditiva y otros servicios de rehabilitación.

"La pérdida de audición no tratada puede tener un impacto devastador en la capacidad de las personas para comunicarse, estudiar y ganarse la vida. También puede afectar la salud mental de las personas y su capacidad para mantener relaciones. Este nuevo informe describe la escala del problema, pero también ofrece soluciones en forma de intervenciones basadas en evidencia que alentamos a todos los países a integrar en sus sistemas de salud como parte de su camino hacia la cobertura universal de salud", ha dicho el director general de la OMS, Tedros Adhanom Ghebreyesus.

El informe, presentado con motivo del Día Mundial de la Audición, que se celebra este miércoles 3 de marzo, subraya la necesidad de intensificar rápidamente los esfuerzos para prevenir y abordar la pérdida auditiva mediante la inversión y la ampliación del acceso a los servicios de atención auditiva y auditiva.

En los niños, casi el 60 por ciento de la pérdida auditiva se puede prevenir mediante medidas como la inmunización para la prevención de la rubéola y la meningitis, la mejora de la atención materna y neonatal y la detección y el tratamiento temprano de la otitis media, enfermedades inflamatorias del oído medio.

En los adultos, el control del ruido, la escucha segura y la vigilancia de los medicamentos ototóxicos, junto con una buena higiene del oído, pueden ayudar a mantener una buena audición y reducir la posibilidad de pérdida auditiva.

Un 11,3 por ciento de la población española padece pérdida auditiva

Un 11,3 por ciento de la población española padece pérdida auditiva en algún grado; de estas, solo el 27 por ciento son leves, y el resto de los casos son moderados (46%) o graves (27%), según los datos del estudio Eurotrack, encargado por la Asociación Nacional de Audioprotesistas.

En cuanto a edades, el estudio destaca que los problemas auditivos empiezan cada vez más pronto: un 13,3 por ciento de personas con pérdida auditiva tiene entre 18 y 55 años, y un 14,5 por ciento, entre 55 y 64.

Para paliar este impacto negativo, en el marco del Día Internacional de la Audición, que se celebra este miércoles, Optica & Audiología Universitaria subraya la importancia de la detección precoz de los problemas auditivos. A pesar de ello, el promedio de adaptación de audífonos es de 3 años, desde que la persona es consciente de su pérdida auditiva. Además, de los datos del estudio Eurotrack se desprende que el 71 por ciento de los usuarios de audífonos opina que tendría que haber empezado a utilizar el audífono antes.

"Debemos dar una mayor importancia al sentido del oído, tal como hacemos con la vista, y realizar revisiones periódicas, al menos una vez al año, para detectar posibles problemas y adoptar las medidas necesarias para corregirlos a tiempo", afirma Horvath.

Además, Horvath destaca cinco consejos fundamentales vinculados a la pérdida auditiva: no abusar del uso de los auriculares; disminuir el volumen de los auriculares, de la televisión y de la radio; reducir a 30 decibelios el sonido por la noche para conciliar un buen sueño; acudir a revisiones periódicas, al menos una vez al año, en centros auditivos; utilizar protectores auditivos específicos en entornos ruidosos, como la industria, la circulación en motocicleta y en trabajos con maquinaria pesada, entre otros.

Mejores Momentos

Programas Completos