Vídeo: Telemadrid | Foto: REDACCIÓN

Los vecinos de 3 urbanizaciones de Mejorada del Campo piden luz y agua para poder vivir

Los vecinos de la urbanización de 'El Tallar' de Mejorada del Campo denuncian llevar 40 años esperando a que se regularicen sus viviendas. Al parecer, no es la única urbanización afectada, hay dos más en la misma situación: 'El Balcón' y 'Villaflores'. En total, son alrededor de 5.000 vecinos los afectados.

El problema se remonta a 1982, cuando compraron las parcelas y "les engañaron". El promotor les tenía que instalar la luz y el agua y aseguran que les dejó tirados y sin dinero. Afirman que están viviendo una situación muy precaria y dependen de generadores de electricidad que les está provocando cortes constantes. Asimismo, el agua la tienen enganchada desde hace años.

"Pedimos luz y agua para poder vivir"

Los que más están sufriendo este problema son los vecinos mayores con respiradores, que les está afectando de lleno esta situación. Pagan una media de 700 y 1.000 euros de contribución y no pueden vivir dignamente. Ya han mandado numerosos escritos al Ayuntamiento, pero no les han dado solución al problema.

Desde el Ayuntamiento nos declaran que son conocedores de esta situación y que se han reunido en varias ocasiones durante años para solventar el problema. En las próximas semanas presentarán una propuesta de regulación urbanística a la Comunidad de Madrid, que es la que tiene la competencia.

Este mes también conocimos el caso de la madre de Lourdes, una vecina de Torrejón de Ardoz de 80 años, con un 63% de minusvalía y grado de dependencia II, que vive sin calefacción ni agua caliente.

Una vecina de 80 años vive sin calefacción ni agua caliente en Torrejón de Ardoz
Una vecina de 80 años vive sin calefacción ni agua caliente en Torrejón de Ardoz
Una vecina de 80 años vive sin calefacción ni agua caliente en Torrejón de Ardoz

Una vecina de 80 años vive sin calefacción ni agua caliente en Torrejón de Ardoz

Vive en esa vivienda desde el año 2017, en un principio con su marido y tras fallecer este sola. Ahora tiene una cuidadora interna. Lourdes, su hija, nos contaba que desde un principio ha tenido problemas con el casero.

Es un piso antiguo y al principio no le daba importancia: una puerta que no cerraba bien, la persiana que no bajaba del todo, un fregadero que goteaba, entre otras cosas. Los problemas se iban incrementando y el casero no le daba ningún arreglo ni solución. Pagan 735 euros de alquiler por la vivienda y nunca han dejado de pagar.

El mayor problema llegó en diciembre del pasado 2020. Empezó a gotear el radiador y la calefacción no funcionaba. Llamó al seguro que le dijo que el problema estaba en una obstrucción en las tuberías. Entraba agua, pero no hacia el circuito. Al notificárselo al casero se enfadó por no haberle avisado a él primero y dijo que mandaría a alguien, pero hasta la fecha de hoy no se ha arreglado el problema y llevan desde entonces sin agua caliente ni calefacción.

Con todo esto y tras pedirle al casero en repetidas ocasiones que solucionara el problema, finalmente, les ha comunicado que deben de abandonar el piso antes del 31 de mayo. Ellas ya han encontrado otro inmueble. Han aguantado tanto porque ese piso estaba cerca de la casa de su hija. Ahora, la señora mayor tiene tres facturas a la espalda y le cuesta mucho andar.

Mejores Momentos

Programas Completos

Más de Mejorada del Campo