Vídeo: Telemadrid | Foto: ARCHIVO

¿Es normal querer más a nuestro perro que a nuestra pareja?

Si tienes un perro, un gato o cualquier otra mascota, seguro que habrás desarrollado un vínculo tan fuerte y especial que se puede llamar ‘amor’. Sufres cuando no estás a su lado, te preguntas si estará bien cuando le dejas solo en casa mucho tiempo y eres feliz cuando entras por la puerta y va corriendo a saludarte, cuando se tumba contigo en el sofá o cuando sales a pasear con él .

Es así, no hay duda de que nuestras mascotas se convierten en uno más de la familia desde el minuto uno en que entran en nuestra vida. Lo que muchos sentimos por estos compañeros de vida es amor. Pero ¿Es normal quererles más a ellos que a las personas?

El Congreso inicia una triple reforma legal para ‘descosificar’ a los animales
El Congreso inicia una triple reforma legal para ‘descosificar’ a los animales
El Congreso inicia una triple reforma legal para ‘descosificar’ a los animales

El Congreso inicia una triple reforma legal para ‘descosificar’ a los animales

Las personas de nuestro alrededor nos decepcionan en ocasiones, algo que nuestras mascotas no harán nunca. Por eso a veces no nos extraña escuchar eso de: “quiero más a mi perro que a algunas personas”.

Un estudio publicado en la Society&Animal Jorunal revela que algunos seres humanos muestran un grado de empatía mayor hacia los perros que hacia las personas.

Según los expertos, una de las razones por las que experimentamos este inmerso amor hacia nuestras mascotas es por la búsqueda del amor incondicional, esa necesidad del amor perfecto con el que todos soñamos.

Max y Bombón, los perros madrileños que hablan
Max y Bombón, los perros madrileños que hablan
Max y Bombón, los perros madrileños que hablan

Max y Bombón, los perros madrileños que hablan

Amar a nuestros animales es algo saludable

Y es que nuestros animales nos quieren en cualquier momento y en cualquier lugar. Aunque les regañemos, aunque nos hayamos equivocado o hayamos tomado una mala decisión. Estemos tristes o enfadados, seamos gordos o flacos.

Los psicólogos señalan que el amor que tenemos hacia nuestros animales es algo muy saludable y que los humanos debemos relacionarnos con ellos de forma correcta y positiva. Sin embargo, si el amor hacía los animales se vuelve patológico ya no estamos hablando de amor, sino de obsesión.

Los animales no pueden sustituir a las personas ya que eso podría crear dificultades sociales. Aun así, la relación con los animales es buena y necesaria y tenemos que disfrutar de ellos independientemente de que seamos personas más solitarias. Ellos dan muchísima compañía y tenemos que saber equilibrar la relación con las personas y con nuestros animales.

Vídeo: Telemadrid | Foto: Redacción

Las mascotas son los nuevos 'hijos' de los millennials

En los últimos años, el número de perros y gatos como animal de compañía sigue creciendo. Ni la pandemia, ni la crisis parece haber frenado esta tendencia. ¿La causa de este boom de las mascotas?: los millennials.

La situación económica y precaria que se vive en muchos países ha hecho que esta generación termine retrasando los planes, como tener un hijo o comprarse una casa. Ahora preferimos tener un perro o un gato y cuidarles como si de nuestros hijos se tratasen.

Los animales de compañía suponen un gasto mucho menor que tener descendencia. De hecho, algunos estudios señalan que el gasto medio al que obliga una mascota ronda los 1.200€ anuales. En total, un español medio tiene que destinar el 9% de sus ingresos a cuidar y mantener a su animal. Todo depende del tamaño, de las características y de la salud de la mascota.

Mejores Momentos

Programas Completos