Una boutique de frutos secos con sabor a queso manchego y trufa

Foto: Redacción |Vídeo: Telemadrid

Cada vez más, los frutos secos se utilizan para dar un sabor diferente a los platos más tradicionales. Nosotros hemos ido un paso más allá y hemos visitado una boutique en la que los frutos secos ya tienen ese sabor tradicional incluido: sabor a queso parmesano, a queso manchego, a trufa… ¡Auténticas delicias!

En mitad del barrio de Chamberí nos encontramos esta boutique tostadora de frutos secos cuyos dueños son del Líbano. Y es que tostar frutos secos es parte del patrimonio de ese país, donde llevan siglos perfeccionando la técnica.

Tostar frutos secos es parte del patrimonio del Líbano, donde llevan siglos perfeccionando la técnica

“Allí, para cualquier tipo de plato, dulce o salsa, se hace un uso culinario muy extenso de los frutos secos”, nos cuenta Alberto, encargado del establecimiento.

Quizás, la estrella de la tienda es el anacardo. Pero no hablamos de un anacardo cualquiera, ya que este es un anacardo gigante con sabor a queso manchego. “Es un anacardo de la India al que le añadimos queso deshidratado de La Mancha”, explica Alberto.

Una boutique de frutos secos con sabor a queso manchego y fruta

¿Y cómo logran conseguir estos sabores? “Tenemos un tostador centrifugador que cargamos de sal y, una vez que ha alcanzado una temperatura de trescientos grados, añadimos el producto en crudo para que sea esa misma sal la que da el tostado al fruto seco. El siguiente paso sería el de añadir el sabor”. Una técnica exclusiva de este establecimiento en todo Madrid.

Recomendamos

Mejores Momentos

Programas Completos

Más de Distrito de Chamberí