Alquila una habitación a un okupa sin saberlo en Parla

  • Sus vecinos le han tapiado la vivienda y ahora no puede acceder a por sus cosas
Foto: Madrid Directo |Vídeo: Telemadrid

Alejandro alquiló una habitación en Parla a un hombre que resultó ser un okupa. Salió de casa a hacer gestiones y, cuando regresó, los vecinos habían tapiado la vivienda, dejándole en la calle y sin poder acceder a por sus cosas.

Al parecer, no solo Alejandro ha sido víctima de esta estafa. Nos cuenta que alquiló la habitación por 250 euros. Declara que salió dos horas y cuando regresó se encontró con que los vecinos habían tapiado la puerta de la vivienda. Fue en ese momento cuando se enteró que la persona a la que le estaba pagando el alquiler se trataba de un okupa.

Los vecinos contrataron a un albañil para tapiar la puerta de esta vivienda con el permiso del dueño. Desde entonces, Alejandro duerme en la calle porque todas sus pertenencias de valor, como la documentación, permanecen dentro de la casa.

'Adopta a mi okupa', la irónica y desesperada campaña de las víctimas de la 'okupación'
'Adopta a mi okupa', la irónica y desesperada campaña de las víctimas de la 'okupación'
'Adopta a mi okupa', la irónica y desesperada campaña de las víctimas de la 'okupación'

'Adopta a mi okupa', la irónica y desesperada campaña de las víctimas de la 'okupación'

Lo que quiere simplemente es poder acceder al interior para recuperar sus pertenencias. Según nos cuenta, el dueño le ha dicho que tratarán de recuperarlas, pero Alejandro todavía no ve el momento ni una temprana solución. Por ende, entiende la postura de los vecinos.

La okupación en Madrid

La Comunidad de Madrid encabeza la lista con mayor okupación de España con cerca de 5.000 viviendas okupadas. Usera, Puente de Vallecas y Carabanchel son los distritos más afectados. Los barrios de Chamberí, Salamanca y Retiro los que menos.

¿Qué dice la ley?

El Congreso aprobó en 2018 una modificación de la Ley de Enjuiciamiento Civil que acelera el proceso para agilizar el fin de una ocupación ilegal de la vivienda. Además de a particulares, afecta a entidades sin ánimo de lucro y entidades públicas propietarias de vivienda social.

Si los ocupantes no pueden justificar que están legalmente en la vivienda o no contestan en un plazo de cinco días, el tribunal ordenará su salida en 20 días.

Recomendamos

Mejores Momentos

Programas Completos

Más de okupas