Vídeo: Telemadrid | Foto: Redacción

Cercedilla, la cima del esquí español

Cercedilla es el punto de partida de numerosas y populares rutas de excursión por la sierra, como la que conduce hasta el puerto de la Fuenfría a través de la calzada construida en el siglo XVIII por la dinastía borbónica para desplazarse al Palacio de la Granja. O la que asciende al pico de la Peñota a 2.000 metros de altura, una de las primeras cimas del valle, situada justo encima de Cercedilla.

Esta localidad de unos 7.000 habitantes ha sido refugio de artistas, empresarios y políticos y podría considerarse como el germen del excursionismo y del montañismo madrileño, además del esquí español. Un museo rememora los orígenes de este deporte en nuestro país allá por el siglo XX. De este municipio han salido multitud de reconocidos esquiadores, como los Fernández Ochoa.

El esquí a través de los años

Situado en la plaza mayor de Cercedilla, el Museo del Esquí Paquito Fernández Ochoa es el primer espacio expositivo de la Comunidad de Madrid dedicado a la historia de este deporte alpino.

El museo se encuentra en un edificio singular, una construcción representativa de la arquitectura rural de la Sierra de Guadarrama que cuenta con más de cien años de antigüedad. Tiene una superficie de más de 500 metros cuadrados que se distribuyen en tres plantas.

En las dos primeras se muestran diversos objetos históricos, obras de arte y fotografías relacionadas con la práctica del esquí, tanto en España como en el resto del mundo. A través de la muestra de estos objetos de diferentes épocas, como botas, palos y esquís, los visitantes pueden hacerse una idea de la evolución en la manera de practicar este deporte. El espacio también se aprovecha para difundir aspectos relacionados con otros deportes de montaña, la naturaleza y el pasado y el futuro de la Sierra de Guadarrama.

La tercera planta reúne una colección de trofeos y piezas personales que ilustran la trayectoria deportiva de Francisco Fernández Ochoa, primer y único deportista español en conseguir una medalla de oro en los Juegos Olímpicos de Invierno.

Entre los objetos personales de Paquito encontramos el gorro que utilizó el esquiador cuando logró el oro en los Juegos Olímpicos de Sapporo 1972, en Japón. Un fan japonés le robó el gorro entonces y, aunque un miembro de la Federación Española se lo quitó, el campeón decidió regalárselo. En 2010 volvió al museo para estar junto al dorsal y una réplica de la medalla.

Paquito y Blanca: dos leyendas del deporte español

Pero Francisco Fernández Ochoa no es el único esquiador de renombre que ha dado Cercedilla. Y es que otros 29 campeones de España han salido de esta localidad de la sierra madrileña.

Blanca Fernández Ochoa, hermana de Paquito, también se coronó en los Juegos Olímpicos de Invierno. Participó en cuatro citas olímpicas: Lake Placid 1980, Sarajevo 1984, Calgary 1988 y Albertville 1992. Fue en esta última cita donde se consagró con un bronce, siendo la única española con medalla en unos Juegos Invernales.

Mejores Momentos

Programas Completos

Más de Cercedilla