La policía sostiene que Madeleine está muerta y fue asesinada por un depredador sexual

La policía sostiene que Madeleine está muerta y fue asesinada por un depredador sexual

Los periódicos británicos vuelven a inundar sus portadas con las fotografías de Madeleine McCann. Trece años después de su desaparición, hay novedades: la fiscalía alemana da por hecho que la niña muerta y que la la mató un hombre de 43 años que está condenado por abuso sexual a menores en Alemania.

La policía alemana y británica llevan detrás de esta pista dos años. Ahora han confirmado que tienen un nuevo sospechoso y que solo les falta una pista incriminatoria, por la que han llegado a ofrecer, por cierto, hasta 10.000 euros de recompensa.

La investigación sugiere que la pequeña está muerta. El sospechoso del asesinato de Madeleine es un hombre alemán de 43 años que cumple condena en una prisión de este país por desaparición y abusos sexuales a menores, pero que en el año 2007 vivía muy cerca del hotel del Algarve donde desapareció Madeleine. Se ganaba la vida con pequeños robos y tráfico de drogas.

La policía ofrece una recompensa de 10.000 euros por una pista que les lleve hasta el interlocutor de una llamada con el sospechoso ese 3 de mayo

La pista que ha llevado a la policía hasta él es una llamada de treinta minutos de ese tres de mayo, día en el que desapareció la pequeña. Pero queda por localizar al interlocutor que hablaba con él. Se pide la colaboración ciudadana para encontrar otra pista que inculpe definitivamente al sospechoso. Para ello se han hecho públicas unas fotografías de dos vehículos: una furgoneta y un jaguar que el sospechoso utilizó esos días.

Sin duda, se trata de un avance significativo. El portavoz de la familia McCann ha comentado que los padres de pequeña solo desean conocer lo que pasó para poder encontrar la paz. Y aunque nunca perdieron la esperanza de recuperar a su hija con vida, no dejan de ser realistas.