Ayuso tiene fe en su victoria mientras Aguado duda de que el PP logre escaños en la Comunidad

Ayuso tiene fe en su victoria mientras Aguado duda de que el PP logre escaños en la Comunidad

Estamos en el Puente de Mayo pero la política no se va de vacaciones. Los candidatos del PP y CS siguen recorriendo los pueblos de Madrid. La aspirante del PP, Isabel Díaz Ayuso, dice que ganará porque los votantes ya están regresando, mientras que el de Ciudadanos, Ignacio Aguado, pone en duda incluso que los populares vayan a conseguir escaños en la Asamblea de Madrid.

Los votantes del PP regresan

Ayuso, ha asegurado que "todo el mundo" los ve como "favoritos" tras las elecciones generales del pasado 28 de abril, ya que "la fragmentación del voto ha provocado que Pedro Sánchez esté en La Moncloa" y ha defendido que en el PP van "en cabeza".

Por ello, la candidata del PP a la Comunidad de Madrid ha augurado que los madrileños "van a demostrar que nuestra comunidad es una comunidad de libertades y que al final, ni Ciudadanos ayuda ni por supuesto la opción de Vox".

Díaz Ayuso ha insistido en que los ciudadanos que han votado a otras opciones en las elecciones generales "están volviendo al Partido Popular", por lo que ha dicho estar convencida de que van a ganar la elecciones autonómicas y municipales.

Aguado:El PP "no es creíble"

Por su parte, Ignacio Aguado, considera que el "presunto giro" al centro del PP "no es creíble", ya que "lo abandonaron hace tiempo con sus planteamientos políticos y sus guiños a otras formaciones", aunque no descarta llegar a un acuerdo con la formación de Pablo Casado.

Aguado cree que "si hay un partido que, hoy por hoy, representa al centro en España, ése es Ciudadanos" y ha criticado a los populares diciendo que "ni están centrados, ni tienen ningún proyecto de futuro", sino que están en un momento en el que "la orquesta sigue tocando, pero el 'Titanic' se está hundiendo".

También ha rechazado la etiqueta de 'socialdemócrata' con la que Casado ha definido a Ciudadanos, reiterando que lo que sucedido en el PP es fruto de "un momento de hundimiento profundo".