Sospechan que Infancia Libre podría ser un entramado criminal organizado

Sospechan que Infancia Libre podría ser un entramado criminal organizado

Este viernes han declarado en los Juzgados de Plaza de Castilla la madre y la actual pareja de Patricia, la mujer acusada de secuestrar a su hija para que no pudiese verla su padre. La jueza quiere saber si Patricia, miembro de la asociación Infancia Libre, contó con ayuda para ocultar a la niña.

Más de 200 denuncias acumulaba Patricia de su expareja por impedir que vieran a la hija a que tienen en común.

Está acusada de un delito de sustracción de menores. Durante más de dos años escondió a la niña en este chalet de La Cabrera.

Orden de alejamiento de 500 metros sobre la menor

Por el momento, tiene una orden de alejamiento de 500 metros sobre la menor. Junto a ella han declarado la abuela materna y el novio de Patricia. La jueza quiere averiguar si fueron cómplices.

Patricia fue la segunda detenida en el caso Infancia Libre, el entramado supuestamente organizado de madres que impedían a sus exparejas ver a sus hijos tras falsas acusaciones de abusos sexuales contra ellos. Todas las denuncias fueron desestimadas, así que decidieron tirarse al monte en ocasiones de forma literal.

La policía encontró a la primera arrestada, María Sevilla, escondida en esta finca de una pedanía de Cuenca. Su hijo sólo salía al exterior unas pocas horas al día, no estaba escolarizado.

La última detenida, Ana Bayo, también incumplió el régimen de visitas pero al no incurrir en sustracción de menores, el juzgado no le ha dado aún la custodia de la hija al padre, que lleva dos años sin verla.

La policía sospecha que Infancia Libre podría ser un entramado criminal organizado: las tres madres fueron asesoradas por los mismos abogados y psicólogos.

Mejores Momentos

Programas Completos

Más de Infancia