Alcorcón pide la suspensión de Madrid Central por ser una 'agresión' a sus vecinos

Alcorcón pide la suspensión de Madrid Central por ser una 'agresión' a sus vecinos

El pleno del Ayuntamiento de Alcorcón aprobó este miércoles una proposición para que el equipo municipal de la capital paralice la entrada en vigor de Madrid Central por ser una "agresión" a los vecinos de la localidad. Así se manifestó este miércoles el alcalde de Alcorcón, David Pérez, tras aprobar la proposición por 14 votos a favor, con el apoyo de PP y Ciudadanos, y 13 en contra, votos de PSOE, Ganar Alcorcón e IU.

Pérez calificó de "falta de respeto institucional" que el equipo del Consistorio de la capital no se haya puesto en contacto con las ciudades próximas para "poner en marcha dispositivos conjuntos, analizar las medidas y sus consecuencias". Por este motivo, el alcalde de Alcorcón consideró una "agresión" a sus vecinos la zona de bajas emisiones que entra en vigor el próximo 30 de noviembre.

En este sentido, Pérez aseguró que las medidas que implanta Madrid Central son "poco solidarias" porque van a provocar "muchos atascos" y "seguramente más contaminación de la que va a impedir", por lo que, a su juicio, deben ser "revisadas". Asimismo, el alcalde de Alcorcón afirmó que el proyecto del Ayuntamiento de Madrid es un "muro" para los vecinos que necesitan entrar a diario a la capital. Por este motivo, el alcalde de Alcorcón reclama "la suspensión de la entrada en vigor de Madrid Central, así como el retraso en la puesta en marcha de la nueva Ordenanza de Movilidad, ampliando los plazos e informando más y mejor para que los ciudadanos puedan adaptarse a la misma".

ALCORCÓN ESTUDIA ACCIONES LEGALES

Tras la aprobación de esta proposición, el alcalde pretende que Alcorcón estudie "las acciones legales necesarias para salvaguardar los derechos de los vecinos frente a restricciones que perjudican como siempre a quienes menos posibilidades tienen de renovar su vehículo, obligándoles a modificar toda su organización vital". Y es que, tal y como indica el texto, "la movilidad urbana es una materia que incide directamente en la vida diaria de millones de ciudadanos en todo el mundo cuyos desplazamientos les permiten acudir a sus puestos de trabajo, centros de estudio, hospitales y al resto de actividades que conforman la vida de las grandes ciudades".

Frente a esto, el primer edil sostiene que "la política de movilidad del Gobierno municipal de Ahora Madrid, apoyado por el PSOE", responde a "un plan deliberado para reducir el espacio destinado a la circulación de vehículos sin tener en cuenta si se trata de áreas ya saturadas o no". A su juicio, esta forma de actuar "es la manifestación más clara despotismo e intervencionismo, al pretender imponer cómo y cuándo deben ejercer los ciudadanos su libre derecho a circular y desplazarse, sin comprender sus necesidades ni consultar las medidas con vecinos y visitantes".

Mejores Momentos

Programas Completos

Más de Ayuntamiento de Alcorcón