Vecinos de la calle Toledo reclaman que se repare cuanto antes los desperfectos que causó la explosión en el tejado

  • Las intensas lluvias provocan pequeños desprendimientos y pueden dañar la estructura de madera de los edificios, aseguran

Los vecinos de los edificios afectados por la explosión de gas en la calle Toledo han tenido un nuevo susto este martes. En un principio, parecía que parte del tejado de los números 102 y 104 se había desplomado. Poco después se confirmó que afortunadamente solo se habían producido pequeños desprendimientos a causa de la lluvia.

Sin embargo, este nuevo susto deja en evidencia la realidad de estos dos edificios que, a día de hoy, casi un mes después de la explosión, continúan con boquetes abiertos en su tejado.

“Los huecos siguen en el tejado y el ayuntamiento no ha respondido"

Hablamos con Estela, una vecina del 102 que respira tranquila por lo que podría haber pasado, pero explica en Madrid Directo el problema de los boquetes en la cubierta: “Los huecos siguen en el tejado y el ayuntamiento no ha respondido… Dijeron que iban a poner una lona”, nos cuenta Estela.

La intensa lluvia que está cayendo estos días hace peligrar una estructura antigua: “Nuestro edificio tiene vigas de madera que con la lluvia pueden empaparse y ceder, así que a la larga podemos tener problemas… Estamos muy enfadados consternados y preocupados”, se queja Estela.

La explosión del día 20 de enero lazó cascotes de la fachada del edificio siniestrado tanto a la medianera como al tejado continuo que comparten los números 102 y 104, pero el Ayuntamiento solo tapó los desperfectos de la medianera dejando los del tejado al descubierto, asegura Estela: “Los vecinos de las buhardillas duermen viendo las estrellas”, afirma.

Más de Explosión en la calle Toledo