La pandemia deja a 2,7 millones de jóvenes en situación de exclusión social

  • En su último informe Cáritas advierte del profundo "shock" sufrido en la cohesión social a raíz del Covid
  • Mujeres y jóvenes, los más golpeados por la crisis 
Foto: Redacción |Vídeo: Telemadrid

La pandemia ha golpeado a toda la sociedad española pero se ha cebado con los más débiles y la pobreza ha crecido en quienes ya partían de una peor situación: once millones de personas están en situación de exclusión social y de ellos 2,7 millones son jóvenes de entre 16 y 34 años, la mitad en exclusión severa.

Es una de las conclusiones que muestra el informe "Evolución de la cohesión social y consecuencias de la COVID-19 en España" elaborado por la Fundación FOESSA y presentado este martes Cáritas para alertar de que la cohesión social en España ha sufrido un "shock" sin precedentes a raíz de la irrupción del coronavirus.

"En 2021 se sumaron más de 650.000 jóvenes a la exclusión social"

En 2021 se sumaron más de 650.000 nuevas personas jóvenes (16-34 años) a la exclusión, la mayoría en situación severa, lo que supone 500.000 más con respecto a 2018 y elevan a un total de 1,4 millones de jóvenes en situación de exclusión severa.

En 120 Minutos el sociólogo Thomas Ubrich, uno de los responsables del informe, alerta del "profundo shock" vivido en los últimos meses que afecta no solo al desempleo (que se está recuperando), sino a la inestabilidad laboral, con un gran aumento.

Entre los grupos más golpeados se encuentran las mujeres, asegura este experto, especialmente aquellas que sustentan el hogar en solitario. Los jóvenes, enfrentados a la precariedad laboral y a las dificultades para acceder a la vivienda son los grandes damnificados de la pandemia. "Muchas personas se quedan fuera del mercado laboral porque no acceden al mundo digital", añade Ubrich.

2 millones de hogares en precario

Según la investigación, a partir de una encuesta a 7.000 hogares, la precariedad laboral durante la crisis sanitaria se ha duplicado y alcanza a casi 2 millones de hogares que dependen económicamente de una persona sustentadora principal que sufre inestabilidad laboral grave (con tres o más contratos en un año o que han trabajado en tres o más empresas o que han estado tres o más meses en paro en el año).

Durante la crisis, esta situación ha alcanzado a 800.000 familias y el desempleo total familiar, casi se ha duplicado, es decir hay casi dos millones de hogares donde todas las personas activas están en paro.

Recomendamos

Mejores Momentos

Programas Completos

Más de Pobreza