'Conociendo a Astrid', los años difíciles de la autora de 'Pippi Calzaslargas'

'Conociendo a Astrid', los años difíciles de la autora de 'Pippi Calzaslargas'

La película 'Conociendo a Astrid', que se estrenará en España el próximo 29 de marzo, lleva a la gran pantalla la crisis que atravesó Astrid Lindgren, creadora de Pippi Calzaslargas, cuando se quedó embarazada y tuvo que ocultar a su hijo durante casi cuatro años.

Dirigida por Pernile Fischer Christensen, la cinta se centra en este periodo de tiempo en el que Lindgren se mostró como una pionera por los derechos de la mujer, en una sociedad "estricta y católica, con muchas reglas sobre todo para las mujeres". "Ella siempre daba un paso adelante y hacía que las cosas se movieran", ha explicado el guionista de la película, Kim Fupz.

"Uno puede ver en estos años a Pippi encarnada en su autora. Insistía en ser como era y le daba igual lo que le dijeran. Incluso cuando volvió a su casa como madre soltera y con un niño de la mano de tres años, siempre que le decían señora, ella corregía diciendo que era una señorita", ha comentado con humor el guionista.

Surgió a raíz de una noticia publicada en un periódico

'Conociendo a Astrid' surgió a raíz de una noticia publicada en un periódico sobre el hijo que Astrid Lindgren dejó en Copengaue cuando dio a luz. A raíz de este artículo, Futz --quien también es autor de cuentos infantiles-- comenzó a trabajar en un guion al que le costó ver la luz. "Cuando llegamos a Suecia, los productores nos preguntaron *pero dónde está Pippi? Por eso optamos por añadir esas cartas de niños a la autora con la voz en off", ha señalado.

La lucha de Lindgren por escapar de una sociedad que no veía con buenos ojos los hijos fuera del matrimonio, y menos en una relación entre una mujer joven y otro hombre en trámites para el divorcio, la convirtieron en una suerte de heroína feminista, precursora de los tiempos actuales.

El orígen de Pippi

En cierto modo, 'Conociendo a Astrid' marca la "base y el núcleo" donde comenzó su vida de escritora. "Nunca sabremos si Pippi existiría sin este capítulo, pero lo que sí se puede ver es que ella de pequeña era 'muy Pippi': cuando eres la primera en rebelarte, siempre pagas un precio muy alto", ha explicado.