Bolaños y Gamarra se emplazan a hablar en septiembre tras un primer contacto

Foto: REDACCIÓN |Vídeo: Telemadrid

El nuevo ministro de la Presidencia, Memoria Democrática y Relaciones con las Cortes, Félix Bolaños, ha iniciado este jueves una primera toma de contacto telefónico con los portavoces de distintos grupos parlamentarios de la oposición, con los que prevé reunirse a partir de septiembre, coincidiendo con el arranque del nuevo curso político.

Bolaños, ha mantenido este jueves un primer contacto telefónico "en tono cordial y dialogante" con la portavoz del PP en el Congreso, Cuca Gamarra, y ambos han acordado volver a hablar personalmente en septiembre.

Parecido ha sido el mensaje que Bolaños ha hecho llegar al resto de portavoces con los que ha hablado este jueves: Edmundo Bal (Ciudadanos), Gabriel Rufián (Esquerra Republicana), Aitor Esteban (PNV), Mertxe Aizpurua (Bildu) y Ferrán Bel (PDeCAT), según confirmaron a Europa Press fuentes parlamentarias.

Vox ha anunciado que no participará en la ronda de contactos con los grupos políticos. "Vox no ha atendido ni atenderá esa llamada", han advertido fuentes del partido, que han indicado que la interlocución con el Gobierno de Pedro Sánchez seguirá siendo la tribuna del Congreso desde donde seguirá exigiendo al Ejecutivo su dimisión y la convocatoria de elecciones.

Desde Ciudadanos, Edmundo Bal ha confirmado en rueda de prensa que ha recibido la llamada de Bolaños, que no ha podido atender pero que devolverá en cuanto le sea posible. No obstante, ha avisado que si la llamada es para "repartirse" los vocales del Consejo General del Poder Judicial (CGPJ) la respuesta será negativa.

La conversación con Rufián se han alargado durante media hora pero por que, según apuntaron fuentes de ERC, ellos ya tenían relación previa por distintos asuntos. Con todo, en la reunión de septiembre tratarán de entrar en materia sobre los temas que ocupan y preocupan a Esquerra.

Desde Bildu han informado de que su portavoz, Mertxe Aizpurua, ha aprovechado para quejarse de que el Gobierno siempre acabe "negociando a contrarreloj" como quedó patente, por ejemplo, este miércoles cuando logró in extremis' los apoyos para convalidar el decreto ley sobre interinos. También han hecho lo propio otros portavoces que protestan habitualmente por el modo de 'negociar' del Ejecutivo, al que acusan de dejar todo para el último momento.

Bolaños tiene previsto continuar este viernes con la ronda de llamadas al resto de grupos parlamentarios, ya que esta tarde debe presidir la Comisión de Secretarios de Estado y subsecretarios.

Aún tiene que hablar con el resto de formaciones del Grupo Plural --Más País-Equo, Compromís, Junts y BNG-- y con el Grupo Mixto. Su intención es cerrar esta primera ronda con los portavoces parlamentarios del PSOE, Adriana Lastra, y de Unidas Podemos, Pablo Echenique.

Los asuntos pendientes

Entre los asuntos que Bolaños tiene en la cartera de pendientes con vistas al próximo periodo de sesiones está, en primer lugar, las renovaciones de los órganos constitucionales cuyo mandato ha caducado, como el Consejo General del Poder Judicial (CGPJ), el Tribunal Constitucional, el Tribunal de Cuentas o el Defensor del Pueblo.

Un asunto que casi con seguridad tratará principalmente con la portavoz de los 'populares', cuyos votos son necesarios para poder actualizar estas instituciones, en tanto que requieren una mayoría de 210 diputados.

Otra de las cuestiones que el ministro previsiblemente llevará a sus reuniones con los portavoces será la Ley de Memoria Democrática que impulsó su antecesora en el cargo y cuyo proyecto se acaba de remitir al Congreso.

Mejores Momentos

Programas Completos