Vídeo: Telemadrid | Foto: Telemadrid (captura)

Las calles del barrio de Simancas siguen llenas de las ramas de árboles tronchados, tres semanas después de Filomena

Atrás ha quedado Filomena, pero sus consecuencias siguen presentes en las calles de Madrid. En el barrio de Simancas, en concreto en la calle Castillo de Oropesa, los vecinos siguen limpiando y retirando las ramas que cayeron por la nevada.

Los operarios del Ayuntamiento limpiaron este domingo parte de la calle principal del barrio, retirando ramas y árboles caídos, pero las calles adyacentes, más pequeñas, están igual.

Ante ello, los vecinos han tenido que afanarse, al igual que hicieron con la nieve, en retirar ellos las ramas caídas en medios de las calzadas para facilitar el paso de vehículos y, en caso de emergencias, de una ambulancia.

El problema -comentan en declaraciones a Buenos Días Madrid de Telemadrid- es que los restos han tenido que amontonarlos en las aceras, lo que impide el tránsito a las personas mayores y de más pequeños del barrio.

Mejores Momentos

Programas Completos

Más de Distrito de Ciudad Lineal