Díaz Ayuso critica la "armonización" fiscal que "consiste en subirle los impuestos a Madrid"

  • La presidenta madrileña recuerda que la comunidad madrileña recauda 84.000 millones "y aquí se quedan 20.000", lo que la convierte en la región "que más aporta" a la caja común, pero "la novena" que más recibe
  • Ximo Puig afirma que "nadie va contra Madrid" pero "no se puede estar mirando el ombligo permanentemente" 
Díaz Ayuso critica la "armonización" fiscal que "consiste en subirle los impuestos a Madrid"
La presidenta de la Comunidad de Madrid, Isabel Díaz Ayuso |EFE

La presidenta madrileña, Isabel Díaz Ayuso, se ha mostrado contraria a lo que ha definido como "centralismo económico" y ha pedido que se respete la autonomía fiscal de las comunidades.

Ayuso ha criticado la idea de estructura federal planteada para España por algún presidente autonómico y se ha mostrado contraria a la llamada "armonización fiscal" o "eso que llaman fiscalidad justa", que a su juicio "consiste en subirle los impuestos a Madrid".

Ayuso ha rechazado la recuperación de tributos como el de Patrimonio o el de Donaciones y Sucesiones, que está prácticamente extinguido.

"No vamos a permitir que nos sigan vendiendo que Madrid es una economía de ricos que atrae el esfuerzo del resto. Otras comunidades autónomas pueden aplicar también políticas liberales para crear empleo", ha asegurado.

La presidenta madrileña ha defendido, además, que la comunidad madrileña recauda 84.000 millones "y aquí se quedan 20.000", lo que la convierte en la región "que más aporta" a la caja común, pero "la novena" que más recibe.

El presidente de la Generalitat Valenciana, Ximo Puig, ha defendido que la mayoría de comunidades autónomas "no quieren que haya privilegios fiscales dentro de España", y ha aseverado que "nadie va contra Madrid", pero esa autonomía "no se puede estar mirando el ombligo permanentemente". Así se ha pronunciado Puig al término de la Conferencia de presidentes donde ha indicado que no se ha producido un debate entre él y la presidenta de la Comunidad de Madrid.

Puig ha insistido en que "hay alguna comunidad, como Madrid que tiene más de 135 puntos de renta per cápita por encima de la media, mientras que muchas otras están estabilizadas por debajo de la media". "El efecto capitalidad tiene que tener una contraprestación", ha remarcado. "El ascensor territorial no está funcionando, y queremos que funcione, con igualdad de oportunidades para los ciudadanos", ha agregado.

Así, Puig ha abogado por "descentralizar el Estado", ya que "España son todas las comunidades autónomas", y ha rechazado "cualquier tipo de confrontación estéril que no va a ningún sitio". No obstante, ha aseverado: "Cuando uno va por la carretera y todos los demás van hacia él, hay que ver quién está en el carril correcto".

Por su parte, la ministra de Política Territorial y portavoz del Gobierno, Isabel Rodríguez recordaba a la presidenta madrileña que "no se puede soplar y sorber al mismo tiempo" y que convendría que se recordará cuando se reclama más financiación para desarrollar algunos servicios y al mismo tiempo se proponen rebajas impositivas.

Bilateralidad y privilegios

Durante su intervención en la Conferencia de Presidentes que este viernes se ha celebrado en Salamanca, a la que no ha asistido el presidente catalán, Pere Aragonès, Ayuso ha criticado la diferencia de trato del Gobierno hacia unas regiones, y ha subrayado su rechazo a que con algunas se traten los asuntos bilateralmente.

Isabel Díaz Ayuso reconocía que le causa “perplejidad” el hecho de “comprobar que somos un país cuyo Gobierno opera contra los intereses de su capital” y se declaró completamente en contra de la “fiscalidad a la carta y más privilegios para algunas comunidades” que “abiertamente dicen estar en contra de España y de su unidad territorial”.

Ayuso ha exigido al jefe del Gobierno, Pedro Sánchez, que se comporte con "lealtad" hacia las comunidades autónomas que son "fieles a la unidad de España", y ha criticado los "privilegios" con los que, a su entender, se trata a Cataluña y País Vasco.

Ayuso también ha criticado que mientras que en otros países -ha citado Alemania, Francia o Italia- ya saben cómo se van a asignar los fondos europeos de recuperación tras la crisis de la covid-19, en España aún no se conocen los criterios de reparto, que teme que sea "arbitrario".

Respecto a la propia Conferencia de Presidentes, ha insistido en su idea, expresada días atrás, de que estos encuentros "no se están convocando ni preparando como se debería", ya que no ha habido mesas preparatorias de los temas que se han abordado ni se ha convocado con el tiempo estipulado pero además, ha criticado los frutos de estos cónclaves: "De lo que hablamos en San Millán de la Cogolla no se ha avanzado nada", se ha lamentado, en referencia a la reunión de 2020.

La ministra portavoz del Gobierno, Isabel Rodríguez, contestaba a las críticas de la presidenta de la Comunidad de Madrid, Isabel Díaz Ayuso, asegurando que "igual ella buscaba otra cosa" y "quizá no le haya gustado el ambiente de consenso y diálogo".

Por su parte, Díaz Ayuso defendía que el tono utilizado es "el mismo dentro y fuera de las reuniones" y subrayaba: "callarse no es unidad, es pleitesía".