Los taxistas instalan su "epicentro" de protestas en la Castellana

Los taxistas instalan su "epicentro" de protestas en la Castellana

Los taxistas madrileños han instalado este domingo el que será el "epicentro" de sus protestas hasta que se resuelva el conflicto en el Paseo de la Castellana, a la altura de la plaza de Colón, de dónde partirán mañana para protestar ante la sede del PP en Génova y la sede de la Comunidad de Madrid.

De este modo, el colectivo traslada su centro de movilizaciones de Ifema al centro de la capital. Durante la pasada semana, cortaron varios puntos de la M-40 y bloquearon los accesos a Ifema, donde se ha celebrado la Feria Internacional de Turismo Fitur. Reclaman una regulación autonómica de las VTC.

Los taxistas en huelga de hambre están en Colón

Así lo ha señalado a Europa Press Jesús Fernández Matellanes, vicepresidente de la Federación Profesional del Taxi. En Colón, se ha ubicado una tienda de campaña con los taxistas que están en huelga de hambre.

Además, los taxistas pernoctarán esta noche en sus vehículos apostados en esta zona céntrica de la capital, desde donde mañana partirán las protestas.

"La solución ofrecida por la Comunidad de Madrid es una tomadura de pelo", ha aseverado Fernández, quien ha detallado que mañana los taxistas se concentrarán por la mañana en la sede de Génova y por la tarde, frente a la sede del Gobierno regional.

La Comunidad y el Ayuntamiento de la capital han acordado un borrador para regular las VTC, que entre otras medidas, incluye la sustitución de la precontratación temporal -solicitar el servicio con un tiempo de antelación-, por la espacial, que establece una distancia entre el vehículo que se pide y el cliente.

La caravana de vehículos llega hasta Gregorio Marañón

La caravana con sus vehículos se alarga hasta el entorno de la plaza Gregorio Marañón.

El responsable de Comunicación de la Federación Profesional del Taxi de Madrid, José Miguel Fúnez, ha explicado a EFE tras una asamblea de taxistas celebrada a mediodía que tienen intención de convertir en su "zona cero" el paseo de la Castellana, la arteria que cruza Madrid de norte a sur y por la que diariamente circulan miles de vehículos.

Los coches de centenares de taxistas permanecen desde anoche parados en los carriles centrales de ese paseo, de modo que el resto de coches solo pueden circular por los laterales y también cruzar.Tras seis días con su base de operaciones en IFEMA, sede de la feria internacional de turismo (Fitur), los taxistas se trasladaron anoche al centro de la ciudad para bloquear los carriles centrales del paseo de la Castellana, donde permanecen parados sus coches.

Allí prevén pasar toda la jornada, dormir en sus vehículos y también comer, para lo que han llevado varias barbacoas, sillas y mesas.

Han hecho un llamamiento a que no haya violencia

"Guerra, guerra, guerra", "Ni un paso atrás" o "En Castellana solo estamos los taxistas" son algunos de los gritos coreados por los manifestantes, que están fuertes de ánimos y sin intención alguna de recular en su protesta.

No obstante, han hecho un llamamiento a que no haya violencia porque "cuando se tiene razón, impera la razón", ha reclamado a la asamblea uno de los portavoces.

Apoyo de taxistas de otras provincias españolas

La denominada "guerra del taxi" comenzó el año pasado para plantar cara a la proliferación de licencias de VTC.

Aunque los taxistas de Barcelona desconvocaron su huelga esta semana, los de Madrid decidieron este viernes continuar con los paros tras considerar "insuficiente" el preacuerdo para regular los vehículos con arrendamiento de conductor (VTC) suscrito por la Comunidad y el Ayuntamiento.

Los taxistas madrileños han recibido el apoyo de compañeros llegados de Burgos, Asturias, Valencia y Guadalajara, a los que en las próximas horas se sumará "una cola inmensa" de taxis de Andalucía, ha remarcado José Miguel Fúnez.

Mejores Momentos

Programas Completos

Más de Huelga de taxis