La operación 'Madrid Nuevo Norte', a un paso de ser aprobada

La operación 'Madrid Nuevo Norte', a un paso de ser aprobada

La aprobación provisional del proyecto Madrid Nuevo Norte podría recibir luz verde este lunes en el Pleno municipal 25 años después de ponerse sobre la mesa con la idea de regenerar el norte de la capital. La conocida como Operación Chamartín, comenzaría a andar, a principios de 2020.

Llega a Cibeles este lunes después de haber obtenido el dictamen favorable en la comisión de Desarrollo Urbano gracias al 'sí' de PP, Más Madrid y Ciudadanos. PSOE y Vox se reservaron el sentido del voto para hacerlo público en el hemiciclo.

Si finalmente obtiene su visto bueno, la modificación del Plan General de Ordenación Urbana se enviará para su aprobación definitiva a la Comunidad de Madrid.

Fueron el alcalde de Madrid, José Luis Martínez-Almeida, y la vicealcaldesa, Begoña Villacís, quienes anunciaban el pasado 11 de julio que llevarían el proyecto de Madrid Nuevo Norte al Pleno de julio para "desbloquear" la operación de "manera inmediata".

Almeida avanzó que el inicio de las obras podría producirse "en 2020 o 2021" y generar 200.000 empleos directos. "Somos el gobierno del desbloqueo", añadía Villacís.

Críticas al proyecto

No obstante, Ecologistas y la Federación Regional de Asociaciones de Vecinos de Madrid prepara ya un contencioso administrativo de cara a la aprobación definitiva de Madrid Nuevo Norte.

Dicen que no es posible que este suelo público se le vaya a vender a un banco por la mitad de su valor y que además la entidad bancaria tenga 20 años para pagar esa deuda.

Asimismo, consideran que la política de reequilibrio entre las inversiones en el norte y en el sur de Madrid, es inexistente.

Ya en diciembre, con el gobierno de Carmena presentaron 3.500 alegaciones que no han sido contestadas.

Este lunes en el pleno se podría aprobar provisionalmente el proyecto. Un proyecto que, incluso, desde el Ayuntamiento aseguran que es mejorable y que aún habrá posibilidad de algunos cambios.

Transformación del proyecto

En su larga transformación, la Operación Chamartín no implica ya la prolongación de la Castellana pues ahora es la calle Agustín de Foxá la que estructura el nuevo distrito financiero, prolongándose y conectando con un túnel subterráneo las oficinas. En superficie habrá un bulevar, que en una de sus aceras tendrá negocios y en la otra, viviendas.

De la Castellana sí se soterrará un tramo desde las Cuatro Torres al distrito financiero, a la altura de Begoña.

Además, Madrid Nuevo Norte conlleva también la ampliación de la línea 10 de metro, el cubrimiento de parte de las vías ferroviarias y la reforma de la estación.