El tiroteo en Vallecas pudo deberse a un ajuste de cuentas entre bandas latinas

El tiroteo en Vallecas pudo deberse a un ajuste de cuentas entre bandas latinas

Mariluz escuchó los disparos desde su bar a la altura del número 51 de la calle Peñaprieta, en el barrio de Numancia, lleno a las dos de la tarde, la hora del aperitivo el domingo de carnaval. Cuando iba a salir para comprobar que había pasado vio entre los cristales de su cervecería a los tres autores del tiroteo huyendo. Un joven de 20 años de origen dominicano acababa de ser tiroteado. Se encuentra hospitalizado tras recibir ayer un disparo de bala en la clavícula.

Por causas que ahora investiga la Policía Nacional, varios encapuchados dispararon varios tiros al joven, que salía de una peluquería, donde acababa de cortarse el pelo. Algunos de los clientes que se encontraban en la terraza del bar se metieron dentro del establecimiento atemorizados.

Una de las balas le hería en un hombro y después quedaba incrustada en este portal de la avenida Peñaprieta. Algunos vecinos creen que pudo haber habido una tragedia.

El herido de 20 años pudo cruzar la calle y pedir ayuda en un local de apuestas. Hasta el lugar acudió una ambulancia del Samur-Protección Civil, cuyos sanitarios atendieron al joven, que presentaba una herida de bala con orificio de entrada y salida en esa zona del hombro. Fue trasladado al Hospital 12 de Octubre de Madrid, donde ingreso en estado menos grave o moderado.

La Brigada de Información de la Jefatura madrileña se ha hecho cargo de la investigación, puesto que el asunto podría estar relacionado con ajustes de cuentas entre bandas latinas. Están analizando los casquillos, ya que uno de ellos quedó incrustado en un portal cercano. De momento no hay detenidos.

Mejores Momentos

Programas Completos

Más de Sucesos