Así actúa un centro comercial ante un riesgo de incendio

Así actúa un centro comercial ante un riesgo de incendio

Tras el susto en el Corte Inglés de Callao por el desalojo de una planta por el humo de un incendio en la calle Carmen analizamos lo que se debería hacer en estos casos.

El protocolo de desalojo en una hora tan complicada funcionó a la perfección aunque los desalojados que estaban tranquilamente de compras tardaron en reponerse del susto.

El humo se cuela en las instalaciones del concurrido centro comercial que, de manera preventiva, y con una rápida reacción, desaloja a los clientes de la primera planta.Hasta el lugar se trasladan 4 dotaciones de bomberos, policía municipal y SAMUR, aunque tan solo intervienen los bomberos, que rápidamente, apagan el pequeño fuego.

"Se utilizan las puertas de salida habitual, más las de salidas de emergencia"

No se producen heridos y la zona recupera la normalidad, aunque los desalojados no olvidarán el incidente.En caso de desalojo, el protocolo a seguir es claro: "Se utilizan las puertas de salida habitual, más las de salidas de emergencia", confirman los responsables de seguridad.

Aunque no siempre el entorno acompaña, "hay siempre una serie de bolardos fijos para prevenir atentados terroristas que dificultan las salidas. Lo que es bueno para que los malos no entren, es malo para que los buenos puedan salir" asegura el responsable de seguridad. En lugar de bolardos fijos, mejor retráctiles.