Borrell  a Junqueras: "Un referéndum de secesión no está amparado por la ley europea ni internacional"

Borrell  a Junqueras: "Un referéndum de secesión no está amparado por la ley europea ni internacional"

El ministro de Asuntos Exteriores, UE y Cooperación, Josep Borrell, ha subrayado este martes que "un referéndum de secesión no está amparado ni por la legislación española, ni por la europea ni por el Derecho Internacional". Borrell ha querido responder así al llamamiento del exvicepresidente de la Generalitat Oriol Junqueras que pidió celebrar un referéndum de autodeterminación pactado en Cataluña "como en todo el mundo civilizado".

El ministro ha pedido llamar "a las cosas por su nombre" --"secesión" y no "autodeterminación"-- y se ha preguntado "cómo entiende Junqueras el mundo civilizado". "La única excepción fue Escocia, en el resto del mundo civilizado estas cosas no se hacen, ni siquiera en Canadá, donde no fue pactado", ha dicho. Es más, le ha recalcado que ni siquiera en Escocia puede hablarse de "derecho", porque ahora le están pidiendo un segundo referéndum a la primera ministra, Theresa May, y ésta lo está negando. "Cuando uno tiene un derecho no tiene que pedir permiso", ha dicho. A su modo de ver, el referéndum de Escocia fue posible porque un primer ministro pensó que le venía bien políticamente, y ese primer ministro, David Cameron, "no pasará a la historia como el mejor" porque "se ha jugado su país al póquer varias veces".

"Venecia pide un referéndum de autodeterminación y el Tribunal Constitucional italiano dice que no, Baviera en Alemania lo mismo y también dos Estados de Estados Unidos, ¿de dónde saca usted que un referéndum es algo del mundo civilizado?", ha dicho.

"MARCA ESPAÑA NO PUEDE CONTINUAR COMO ESTA"

En un desayuno informativo en el Foro España Internacional, el ministro ha recalcado que España se enfrenta a una "amenaza muy grave", que es la pérdida de su integridad territorial y la "amputación" de un 20 por ciento de su PIB, cosa que tiene una "dimensión exterior" a la que él trata de hacer frente.

De hecho, ha insistido en que dedica tiempo y energía a "reconstruir la imagen" de España "seriamente dañada", sobre todo en el mundo europeo y anglosajón, por la "propaganda independentista con el apoyo de instituciones de la Generalitat" y cree que ya está teniendo "algún éxito" en su tarea de dejar claro que España es una "democracia plena".

En ese sentido, ha adelantado que Marca España deberá "coadyuvar a esa tarea de representar a España como lo que es", así que ha apuntado que habrá cambios en esa oficina, incluso posiblemente con un cambio de nombre y de responsable, aunque ha agradecido el trabajo del actual Alto Comisionado, Carlos Espinosa de los Monteros. "Marca España no puede continuar como está", ha dicho, subrayando que no es normal que este Alto Comisionado se crease "en un limbo" sin presupuesto, "en condiciones atípicas que una administración no debería aceptar". Su intención es que sea un "instrumento dotado de recursos, de capacidad y de personal, con una orientación seguramente distinta" a la que tenía cuando se creó.

RECURRIRÁ LA REAPERTURA DE "EMBAJADAS" CATALANAS POR RAZONES PROCEDIMENTALESAdemás, el ministro de Asuntos Exteriores, Josep Borrell, ha anunciado hoy que "en los próximos días" recurrirá ante la Justicia la reapertura de las "embajadas" catalanas en el exterior "por un problema de procedimiento".

"La decisión está tomada y los servicios jurídicos están trabajando para hacerlo bien", ha explicado el ministro al ser preguntado en el transcurso de un desayuno informativo organizado por Nueva Economía Fórum.

Para Borrell, la cuestión es que la Generalitat de Cataluña "no ha cumplido los procedimientos legales en vigor" a la hora de reabrir las oficinas de representación en el extranjero, por lo que "no nos queda más remedio que hacerlo así".

No obstante, ha subrayado que la posición del Gobierno frente a Cataluña es la de "intentar bajar la insoportable tensión y hacer todo lo que puede para volver a una vía de diálogo político" por medio de la "distensión y el diálogo dentro el marco constitucional". Así, ha dicho que van "a hablar para resolver los problemas reales y para disolver los imaginarios", y ha subrayado la necesidad de realizar un "esfuerzo pedagógico incesante" para explicar, tanto dentro como fuera de España, "cómo son las cosas de verdad".

Mejores Momentos

Programas Completos