Vigilantes de piscinas de Madrid denuncian amenazas y agresiones

Vigilantes de piscinas de Madrid denuncian amenazas y agresiones

Los vigilantes de piscinas de Madrid denuncian constantes amenazas y agresiones. En la piscina municipal de Vallecas un vigilante fue agredido por unos jóvenes que saltaron la valla de las instalaciones. Cuando el vigilante les dijo que tenían que salir, los jóvenes le dieron una tremenda paliza. Le dejaron un ojo morado y numerosos cortes de nariz y brazos.

Los vigilantes de piscinas se sienten indefensos ante la violencia de los agresores

Sin embargo esta agresión no es la única. En muchas otras piscinas de la Comunidad de Madrid también se viven episodios parecidos.

La última agresión ha sucedido en Aluche, en unas piscinas que abrieron hace apenas unos días y donde ya han tenido problemas. Unas piscinas que además cuentan con una gran afluencia de gente. Por sus instalaciones pasan a diario más de 2.000 personas. Sin embargo, solo cuentan con un vigilante de seguridad desde las 14 horas. Desde las 9 de la mañana a las 14 horas no hay nadie.

El pasado día 5 de julio, treinta personas saltaron la valla por la noche, aproximadamente a las 3 de la mañana. Al ver al vigilante, le insultaron y amenazaron y llegaron a decirle "te vamos a quemar vivo".

Intentaron forzar los barrotes de las verjas, pero no lo consiguieron. Afortunadamente llegó la policía a tiempo de evitar una tragedia.

Ha habido más casos similares a este. Y es algo que sucede desde hace bastante tiempo. Los vigilantes piden más refuerzos y ayuda para poder ejercer su trabajo sin tantos riesgos.