España y Marruecos se acusan mutuamente de romper la confianza y el respeto

  • Sánchez a Marruecos: "Es inaceptable"
Foto: EFE |Vídeo: Telemadrid

En unas horas el líder del Frente Polisario declarará ante la Audiencia Nacional por las causas pendientes en nuestro país.

Pero eso no es suficiente para Marruecos que, abiertamente en un comunicado, reconoce que la tensión no cesará. El origen, aseguran, está en nuestra posición sobre el Sáhara. Lo desvinculan de la crisis migratoria. Una crisis a la que había aludido directamente el presidente.

Marruecos impide que una decena de personas entren a nado en Ceuta
Marruecos impide que una decena de personas entren a nado en Ceuta
Marruecos impide que una decena de personas entren a nado en Ceuta

Marruecos impide que una decena de personas entren a nado en Ceuta

Para Sánchez, el que Marruecos diga "que se atacan las fronteras, que se abren para que entren 10.000 personas en un país vecino por desavenencias y discrepancias en política exterior" es "absolutamente inadmisible".

En una conferencia de prensa junto a su homólogo polaco, Mateusz Morawiecki, Sánchez ha respondido así al Ministerio de Exteriores de Marruecos, que este lunes manifestó en un comunicado que la crisis bilateral no se debe al hecho de que el líder del Frente Polisario, Brahim Gali, esté ingresado en un hospital español, sino a la posición de España sobre el Sáhara.

"La crisis no se reduce a un hombre: no comienza con su llegada, ni terminará con su partida. Se trata, ante todo, de una cuestión de confianza y de respeto mutuo rotos” entre ambos países, ha advertido Marruecos, que espera “una aclaración, sin ambigüedades, por parte de España, de sus elecciones, sus decisiones y sus posiciones" sobre la cuestión del Sáhara.

Rabat acusa a Sánchez de usar la migración "como pretexto" en la crisis con Marruecos

El Ministerio de Exteriores marroquí ha salido al paso de las declaraciones realizadas por el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, acusándole de usar el tema migratorio "como pretexto" puesto que en ningún momento Marruecos se ha referido a este asunto y ha dejado claro que este no es el motivo de la actual crisis diplomática.

En su segundo comunicado en menos de 24 horas, el departamento que dirige Nasser Bourita ha esgrimido que aunque "Marruecos no tiene la costumbre de entrar en polémicas en lo referente a declaraciones de altos responsables de países extranjeros", la intervención de Sánchez ha provocado "gran sorpresa" y exige ciertas "aclaraciones".

Así, ha sostenido que en ningún momento ningún responsable marroquí se ha referido a la "cuestión migratoria", incluido el último comunicado en el que el Ministerio de Exteriores marroquí ha cuestionado al Gobierno español qué habría ocurrido si hubieran sido separatistas catalanes los recibidos en el Palacio Real alauí.

Mejores Momentos

Programas Completos

Más de Marruecos