Los sindicatos piden a Comunidad y Ayuntamiento que paren los ERTE en IFEMA y se sienten a negociar

  • Los secretarios generales de UGT y CC.OO en Madrid, Luis Miguel López Reíllo y Jaime Cedrún, analizan en Com.Permiso la actualidad social y política de la Comunidad en Com.Permiso

Los secretarios generales de UGT y CC.OO en Madrid, Luis Miguel López Reíllo y Jaime Cedrún, analizan en Com.Permiso la actualidad social y política de la Comunidad, que pasa inevitablemente por el ERTE en Ifema, un expediente que afecta directamente a 400 trabajadores e indirectamente a 40.000 empleos por el parón en la actividad.

Los líderes sindicales, que anuncian además movilizaciones a partir del día 26, piden a la Comunidad y el Ayuntamiento que paren el expediente y se pongan a negociar para resolver un problema que no entienden, ya que Ifema funciona y es uno de los principales motores de la economía madrileña, recuerdan.

Según Reíllo, Comunidad y Ayuntamiento quieren que Ifema “entre en pérdidas para privatizarlo porque es una de las joyas de la corona”. “Siempre se han negado a que los sindicatos estuvieran presentes, aunque fuera como observadores, en el consejo de administración”, asegura.

"Con el calendario de ferias ya en preparación, no tiene ningún sentido este ERTE"

"Lo que han hecho es una sinrazón, peligra la celebración de IFEMA. Con el calendario de ferias ya en preparación, no tiene ningún sentido este ERTE ya que no van a poder trabajar en unos eventos que llevan meses de preparación", afirma Cedrún.

Cedrún ha puesto sobre la mesa una de las principales demandas de los sindicatos desde que se conoció el expediente de regulación: “Si la Comunidad paga los 10 millones de euros que le debe a Ifema, acabarían el ejercicio sin deudas”.

"Lo que está ocurriendo en Ifema, es como pasa con otras empresas públicas como Telemadrid, cuando está funcionando atacan y desestabilizan constantemente a la empresa", asegura el líder de CC.OO Madrid.

REFORMA LABORAL

La derogación de la reforma Laboral es otro de los puntos calientes de la agenda social. "Llevamos años pidiendo la derogación y seguimos en lo mismo", dice López Reíllo. “Esa reforma le ha dado todo el poder a la patronal”, continúa.

Cedrún considera un éxito que en esta crisis del coronavirus se esté gestionado de forma diferente a la de 2008: "Hemos conseguido que se resuelva de forma más positiva con los ERTE, para no tener tantos parados, aunque el desempleo y los trabajos precarios afectan ya a un millón de personas", asegura.

"No podemos volver de esta crisis al punto en el que estábamos, hay que cambiar el sistema productivo"

A pesar de ello, continúa el secretario general de UGT Madrid, "la Reforma Laboral sigue funcionando y llegamos a los 132.000 empleos destruidos en el sector privado en la Comunidad de Madrid".

"En Madrid el sector servicios es el que lo está pasando peor porque existe más precarización del empleo y mucho más en el caso de las mujeres. Tenemos que intentar que se mantengan las empresas con ayudas directas y complementos a los ERTE para que puedan aguantar la crisis", argumenta Cedrún.

"No podemos volver de esta crisis al punto en el que estábamos, hay que cambiar el sistema productivo hacia otro modelo que no se la juegue solo a los servicios, y para ello llegarán muchos millones de los fondos europeos", continúa diciendo.

"Hay muchos jóvenes que piensan que no van a cobrar pensión"

SISTEMA DE PENSIONES

Cedrún y Reíllo insisten en que las centrales sindicales quieren que se cumpla el Pacto de Toledo para garantizar unas pensiones que se revaloricen conforme al IPC, en respuesta a lo que consideran constantes mensajes de desconfianza que las administraciones están mandando a los pensionistas.

En Madrid la pensión media es de 1.000 euros, pero la mayoría de pensionistas cobran menos de 700, a lo que hay que sumar que, desde la crisis de 2008, en muchas familias es el único dinero que entra en casas, aseguran.

El sistema de pensiones funciona y lo que tenemos que ver es cómo se sostiene. Hay muchos jóvenes que piensan que no van a cobrar pensión y eso no puede ser, concluyen.