Una visita a Valdilecha, uno de los municipios de Madrid con más encanto

  • En 'Está Pasando', cada día, recorremos la Comunidad de Madrid
Foto: Ayuntamiento de Valdilecha |Vídeo: Telemadrid

Parada a parada, en ‘Está Pasando’, seguimos conociendo de cerca los municipios de la Comunidad de Madrid. Este jueves hemos descubierto con nuestro reportero Germán Martínez uno de los pueblos con más encanto: Valdilecha.

Hasta su nombre guarda una gran historia. Proviene del latín Val, que significa valle; y dilecha, del verbo que significa escoger o elegir, dando lugar a la posible traducción ‘Valle escogido’.

Su existencia como núcleo urbano aparece y se constata por cerámica campaniforme encontrada en el municipio y expuesta en el museo de S. Isidro en Madrid. (S.XII).

Los días más importantes de sus fiestas

Tienen lugar a primeros de septiembre y se celebran en honor a la Virgen de la Oliva. Eso sí, el gran día es el 8 de septiembre, coincidiendo con la conmemoración de la natividad de la Virgen, y sobre el 14 de septiembre se celebra la Festividad del Santísimo Cristo del Amparo.

Valdilecha es un lugar inigualable

Su paisaje nos ofrece una doble perspectiva: llanura y relieve desigual del valle, con cerros y barrancos.

Una parada obligatoria es la Iglesia Parroquial San Martín. Fue construida en el siglo XIII, de estilo gótico-mudéjar, siendo uno de los pocos ejemplos de este estilo arquitectónico que quedan en la Comunidad de Madrid. Además, fue declarada en el año 2017 Bien de Interés Cultural.

En ‘Está Pasando’ hemos disfrutado de una visita a la Ermita de la Virgen de la Oliva de Valdilecha, uno de los lugares más especiales para sus vecinos. “Es divina, como esto no hay otra cosa”, nos han contado, con gran emoción.

Además, nuestro reportero ha entrado en el restaurante más famoso del municipio, por donde han pasado grandes artistas como Rocío Jurado.

Su propietaria nos ha contado una divertida anécdota con el Rey Felipe VI. "En Las Ventas tuvimos la oportunidad de verle, pero no hablar con él. Se me ocurrió meterle una tarjetita en el bolsillo y, a los tres años, le di otra y me dijo que ya tenía una igual. Se rio mucho", ha compartido.

Programas Completos

Más de Turismo