España y Marruecos abortan un intento de entrada a Melilla de 40 subsaharianos con dos guardias civiles heridos

Agentes de la Guardia Civil de Melilla
Agentes de la Guardia Civil de Melilla |EUROPA PRESS

Las fuerzas de seguridad de España y Marruecos han abortado el intento de entrada en Melilla de unos 40 subsaharianos en el mismo lugar por el que 24 horas antes había accedido 80 migrantes, en una acción en la que dos guardias civiles resultaron heridos por piedras arrojadas por los migrantes.

El suceso ocurrió la noche del martes, sobre las 23.40 horas, cuando el grupo de unos 40 subsaharianos se desplazó a la carrera en dirección al Dique Sur (Melilla), que separa del puerto de Beni-Enzar (Marruecos), de tan solo un kilómetro de distancia.

Al lugar de los hechos se dirigieron patrullas de la Guardia Civil y del Cuerpo Nacional de Policía y la Policía Local cortó el tráfico de la vía. Desde el mar, prestaron apoyo GEAS y, desde el aire, el helicóptero de la Guardia Civil.

Según un portavoz de la Delegación del Gobierno en Melilla, "gracias a la rápida actuación de las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado y de la colaboración activa de las Fuerzas de Seguridad Marroquíes, se abortó el intento de entrada". También ha confirmado que durante la actuación dos agentes de la Guardia Civil "sufrieron lesiones leves tras recibir el impacto de una piedra".