Cae en Madrid una banda especializada en robo y desguace de coches con 22 detenidos

Cae en Madrid una banda especializada en robo y desguace de coches con 22 detenidos

La Guardia Civil ha desmantelado en Madrid, con la detención de 22 personas, una de las bandas más especializadas en el robo y desguace de vehículos, que distribuía piezas a más de 200 talleres autorizados de toda España y a la que han sido intervenidos 32 coches listos para desguazar.

Asimismo, se han incautado 150 vehículos desguazados y millones de piezas pertenecientes a más de 650 coches, todo ello valorado en más de dos millones de euros.

Los arrestados son veinte hombres y dos mujeres de entre 24 y 70 años, todos con numerosos antecedentes.

El teniente coronel Benito Monzón, jefe de la Agrupación de Tráfico de Madrid, ha informado de la denominada 'operación Olivum' junto al general José Berrocal, jefe de la Primera Zona de la Guardia Civil, y el coronel Diego Pérez de los Cobos, máximo responsable de la Comandancia madrileña.

Una banda de expertos

Entre los 22 arrestados hay expertos en la sustracción de coches, en desguace, en transporte y en distribución de la piezas, en falsificar documentos -varios detenidos son responsables de dos gestorías- y también en receptar o recibir lo robado.

La organización funcionaba "casi como una empresa" y era "de lo mejor o lo mejor de ese mercado ilegal", han precisado los investigadores, quienes subrayan que la banda robaba por las noches y a la tarde siguiente ya tenían desmontado el vehículo.

Iban a robar piezas por encargo de sus "clientes", a los que servían en pocos días, o bien aprovechaban accidentes para ofrecer a sus víctimas más dinero que el que les daba el seguro.

Robaban de noche

La investigación comenzó en mayo de 2018, cuando la agrupación de Tráfico madrileña detectó un aumento en el número de vehículos robados y en el comercio de sus piezas, y los agentes comprobaron que se trataba de una organización estructurada y "muy profesional", según Monzón.

Sus miembros sustraían siempre de noche -de día llevaban una vida aparentemente normal-, sobre todo en poblaciones del extrarradio de Madrid y también en Toledo y Ávila.

Dejaban "enfriar" los coches en calles no muy lejanas para ver si los encontraban los agentes y, si no era así, los despiezaban en pocas horas y los vendían a talleres o desguaces legales de toda España, con la connivencia de estos, que en ocasiones eran los que les pedían que robasen piezas concretas.

'El gitano' era el líder

Dos gestorías se encargaban de completar el trabajo, falsificando documentos y cerrando así un trabajo que lideraba un hombre español de unos 30 años conocido como 'El gitano', que cuenta con numerosos antecedentes policiales y que tenía como lugarteniente a otro hombre especializado ahora en este negocio pero que cuenta con dos condenas por homicidio, han precisado fuentes del instituto armado.

Se han encontrado piezas de coches sustraídos por esta organización en Andorra, Francia, Alemania, Suiza, Suecia y Dinamarca

La Guardia Civil culminó la operación -aunque aún se considera abierta para localizar a más implicados- a finales del pasado mes de febrero, cuando practicó 32 registros en naves, talleres y desguaces de siete provincias, en los que recuperó 32 coches aún no desguazados, 150 desguazados y millones de piezas de más de 650 vehículos.

Mejores Momentos

Programas Completos

Más de Robo de coches