Ponerse correctamente la mascarilla es cosa de niños

Ponerse correctamente la mascarilla es cosa de niños

Ana tiene ocho años y nos da una lección en directo de cómo debemos ponernos correctamente la mascarilla.Tiene dos, la FFP2 y otra quirúrgica que se acoplan de diferente manera.

Lo primero, apunta el doctor David Andina, es lavarnos las manos. La mascarilla FFP2 es más fácil de poner porque tiene gomas para acoplar a las orejas, pero la quirúrgica lleva cintas y hay que atarla.

Casi tan importante como aprender a ponerse bien las mascarillas, es aprender a quitarlas, y Ana lo hace a la perfección. Como en el caso anterior, después de manipularla hay que lavarse las manos de nuevo.