"El vicio del poder"

"El vicio del poder"

Este que vemos es nada más y nada menos que ese fenómeno llamado Christian Bale. Como ha pasado esta criatura de la extrema delgadez de “El maquinista” a este aspecto de haber festejado las navidades por siete nos tiene hablando solos.

Le recomendamos a Bale que utilice pero ya el método de Carmen Maura para estos menesteres: “Si tengo que hacer de gorda pongo cara de estarlo y punto”. Eso es poderío. Y sensatez.

La culpa es de Dick Cheney, el que fuera vicepresidente de George Bush padre y cerebro en la sombra de la Guerra de Irak, al que representa en "El vicio del poder”. Sin duda ya le ha merecido la pena porque ha ganado un Globo de Oro y tiene asegurada butaca preferente en las entregas de premios que se nos vienen encima.