Villar del Olmo y Nuevo Baztán tratan de recuperar la normalidad

Villar del Olmo y Nuevo Baztán tratan de recuperar la normalidad

Villar del Olmo y Nuevo Baztán, dos de los municipios más afectados por la riada del pasado domingo, tratan, poco a poco, de recuperar la normalidad.

En Villar del Olmo, un pueblo dividido en dos durante horas por culpa de la tromba de agua que discurría por su calle principal, se sigue trabajando en las labores de achique de agua.

Poco a poco, lentamente, va bajando el caudal del arroyo. Y se puede cruzar con botas de agua y si es en coche, preferiblemente uno alto. Los bomberos han estado toda la noche achicando agua. Y las fiestas siguen en el aire. Una vez analizados los daños, se decidirá si se siguen celebrando.

Daños cuantiosos en Nuevo Baztán

Segunda noche complicada también en Nuevo Baztán. No tanto como la del diluvio. Pero los bomberos han decidido seguir una noche más para realizar labores de achique.

Los vecinos están fastidiados por las respuestas que están recibiendo del Canal de Isabel II. Piden que se pongan en contacto con ellos para realizar labores de peritaje. Aseguran que sus casas están destrozadas y que no encuentran solución. Este martes se espera otro día duro de trabajo para los 500 habitantes de las urbanizaciones de esta zona.

Mejores Momentos

Programas Completos

Más de Villar del Olmo