Un café en Madrid permite acariciar y jugar con perros, que también pueden ser adoptados

Un café en Madrid permite acariciar y jugar con perros, que también pueden ser adoptados

Los amantes de los animales, sobre todo de los perros, pueden disfrutar de ellos en un nuevo establecimiento en Madrid donde se permite acariciarlos o jugar con ellos mientras el cliente se toma un café, aunque el verdadero propósito es buscar una adopción.

Este lugar está a medio camino entre tienda de productos de animales y bar. Se llama ‘The Doger Café’.

Su principal diferencia con las ‘gatotecas’, bares donde hay gatos en libertad que pueden ser acariciados, es que esté café está pensado no tanto para que el cliente se sienta bien, sino para que los perros puedan ser adoptados, verdadero objetivo del mismo, ya que la mayoría de los animales proceden de las protectoras de animales y buscan dueño.

Contacto tierno y directo

Roberto Aláez es el fundador de ‘The Doger Café’, que está en la calle Los Mesejo, 14, entre Pacífico y Puente Vallecas, y muestra los animales que se pueden adoptar.

Explica al programa Buenos Días Madrid que la iniciativa ha tenido tanto éxito que tienen que realizar reservas con antelación porque el local se les llena enseguida. Según Aláez, ya tienen todo completo hasta mayo.

Asegura Aláez que pensó en esta idea porque creía que “había que hacer algo más que lo que se puede hacer en las protectoras para fomentar el contacto directo con los perros”. Y ahora al ver la acogida que ha tenido la iniciativa asegura que “es muy satisfactorio ver cómo los clientes se enamoran de los perros”.

Mejores Momentos

Programas Completos

Más de Madrid