Vídeo: Telemadrid | Foto: REDACCIÓN

Mi cámara y yo: Vivir de los árboles

Madrid es una de las diez ciudades más arboladas del mundo y nuestra Comunidad, la que más árboles singulares tiene de toda España. Son muchas las personas que viven, precisamente, de los árboles. También en las zonas limítrofes a nuestra región. Hacemos un recorrido por distintas profesiones que dependen de los árboles y un repaso a las especies más singulares que podemos encontrar en Madrid.

El turismo rural se reinventa y ahora nos acerca aún más a la Naturaleza. Tanto, que incluso podemos dormir abrazados por las ramas de los árboles. En Fuentes (Cuenca), encontramos unos curiosos y sorprendentes alojamientos. Justino, que es arquitecto jubilado, ha creado aquí el primer 'nido para humanos' y unas acogedoras casas en las copas de los olmos.

Pero no hace falta irse muy lejos para contemplar árboles especiales. En el parque El Retiro tenemos muchos de los árboles singulares de la región. Entre ellos, un ahuehuete de más de 300 años y un fósil viviente que se encontró en Australia en 1992 y que fue alimento en su día de los dinosaurios.

Los árboles, por cierto, también pueden ser divertidos. Sobre todo para el que no tenga miedo a las alturas. Encontramos un parque de tirolinas y puentes colgantes entre pinos en pleno Valle de la Barranca (Navacerrada). Un parque que lleva funcionando ya 17 años y que ocupa dos hectáreas de pinar. Todo un reto para los más aventureros.

Y conocemos a José Antonio, el 'Eduardo Manostijeras' de Losar de la Vera (Cáceres). Es el jardinero de un pueblo que ya se conoce como 'El pueblo de los Jardines'. Pasear por sus calles es como hacerlo por un museo de arte de la topiaria, en donde podemos encontrar más de 100 figuras.

Y terminamos con un peligroso oficio: el de la poda en altura. Para llegar hasta lo más alto del árbol hace falta algo de fuerza, agilidad y sobre todo, pasión por el oficio. Desvelamos cómo se realiza este complejo trabajo a más de 20 metros de altura.

Mejores Momentos

Programas Completos