Vídeo: Telemadrid | Foto: Redacción

La última novia de Tomás Gimeno nos cuenta si recibió una caja con dinero

Se cumplen 27 días de la desaparición de Anna y Olivia y todavía son muchas las incógnitas y rumores que rodean a este caso para que el que trabaja sin descanso la Guardia Civil con el fin de encontrar a las pequeñas.

Uno de esos rumores que circulaban por algunos medios hablaba de que la última novia de Tomás Gimeno habría recibido un paquete sorpresa de parte del padre de las niñas con la orden de no abrirlo hasta las 00.00 horas del día de la desaparición y que, cuando se cumplió el plazo, descubrió que dentro había un montón de dinero.

Nuestro compañero Alberto Catalán ha conseguido localizar y hablar con esta mujer que prefiere permanecer en el anonimato para preservar su identidad, pero nos ha contado lo siguiente:

"La Guardia Civil registró el centro en el que trabajo"

Trabajo con niños y no puedo decir nada. No me ha llegado ninguna caja con dinero de Tomás. No es cierto y es una información que me está haciendo muchísimo daño. Estoy muy molesta con todo lo que están sacando los medios de comunicación. La Guardia Civil registró el centro en el que trabajo un día después de que desapareciera, no porque pensaran que estaba aquí, sino porque tenía relación con él”.

Para realizar dicho registro, la Guardia Civil desalojó a todos los menores de recinto para intentar encontrar alguna prueba de Tomás Gimeno.

"Sólo quiero desaparecer, igual que ha hecho él"

También hemos querido sabe si esa relación que mantenía con el padre de las niñas había finalizado cuando se produjo la desaparición.

“Sí, estaba con él en el momento en el que desapareció. Estábamos juntos. Le conozco desde hace cuatro años. Yo estoy fatal… fatal. Me duele mucho todo lo que ha pasado. Tengo que pasar todos los días por delante de mucha gente que me conoce. Yo tengo mi vida y estoy muy molesta por todo. He tenido muchos problemas por culpa de esto. Sólo quiero desaparecer, igual que ha hecho él”.

Lo que sabemos hasta ahora

El pasado 19 de mayo tuvimos acceso a una información importante, Tomás Gimeno tuvo un accidente de moto unos días antes de la desaparición.

En este accidente, el padre de las niñas se rompe cuatro costillas y se lesiona la clavícula, que ya la tenía afectada. Todo esto nos lo ha contado uno de los mejores amigos del padre de las niñas:

“Iba en una moto que tenía él que era una Yamaha 125 de Cross y se partió varias costillas y se fastidió la clavícula más de lo que la tenía porque ya se había roto antes. Se ve que ya estaría recuperado. El día que yo lo vi estaba doblado y no podía ni coger a las niñas. Cuando yo estuve con él, no podía casi ni respirar”.

¿Pudo este accidente dificultar la desaparición del padre de las pequeñas?

Además, esta semana está previsto que comience el rastreo del fondo marino con la ayuda de un sonar, según informaron fuentes de la investigación.

Esta búsqueda se realizará en la zona donde fue hallada vacía y a la deriva la embarcación de Tomás., frente al Puertito de Güímar, una zona de gran profundidad en la que ya han trabajado miembros del grupo de actividades subacuáticas (GEAS).

Mejores Momentos

Programas Completos