Fórmula Salud 17.04.2022

El artista Antón Lamazares, uno de los pintores más internacionales y reconocidos del panorama español, ha transformado en pintura poemas, pensamientos y comentarios del poeta místico San Juan de la Cruz al que leyó desde muy niño y que le han servido de inspiración pictórica en su dilatada carrera.

Ahora que expone en Madrid su obra “Cántico Espiritual” en homenaje a San Juan de la Cruz, analiza en Fórmula Salud la acción terapéutica de la pintura que exige concentración y que al mismo tiempo a él le llevó “a imaginar mi tierra, mi aldea, mi gente, las emociones de la infancia, los recuerdos de paisajes y hasta el olor de la pintura cuando mi pueblo se vestía de fiesta y se pintaban las puertas de las casas. El olor del aguarrás me fascinaba.” Así es como explica el artista de Maceira, Pontevedra, su pronta afición por expresar de forma plástica, con materiales básicos y pintura el interior de nuestras emociones más intimas. “El impulso creativo es algo que, en la infancia, todos llevamos dentro en mayor o menor medida. Mi obra, en buena parte, son recuerdos de mi infancia”.

Recomendamos

Mejores Momentos

Programas Completos