¿Sabrías reconocer si eres adicto al juego?

¿Sabrías reconocer si eres adicto al juego?
¿Sabrías reconocer si eres adicto al juego? |Redacción

Crees que controlas la situación, aunque estás más irascible de lo normal y has tenido que pedir un crédito para poder llegar a final de mes.

¿Te suena?

“Las personas afectadas presentan un perfil bastante homogéneo”, afirma Juan Lamas, director técnico de FEJAR (Federación Española de Jugadores de Azar Rehabilitados):

  •  Aparecen una serie de gastos injustificados que van creciendo paulatinamente y que, en los últimos estadios, van a provocar un descalabro económico en todos los frentes como reintegros continuos, desaparición de los ahorros o petición de préstamos, tanto bancarios como personales.
  • Cambios en la personalidad. Los cambios de humor y la irascibilidad son un patrón común en personas con ludopatía que pasan de un estado de ánimo normal al enfado por cualquier cosa sin importancia.  
  •  Aparición de justificaciones y mentiras. Suelen esconderse para jugar y mentir cuando son preguntados, tanto por el tiempo de juego como por el dinero invertido quitándole importancia a las pérdidas. 
  •  Aislamiento social. Apartarse de la familia y amigos para poder dedicar más tiempo a su adicción.
  • Trastornos a nivel biológico como pueden ser el descuido personal, problemas de sueño, cefaleas y migraña.

Y todo suele comenzar de la misma forma. Un día más estás aburrido en tu casa, has recargado varias veces tu red social favorita y no hay nada nuevo. Ya has visto todas las películas y te has comido todas las palomitas.

Decides navegar por Internet desde tu teléfono móvil y de pronto, aparece un anuncio de apuestas que te recuerda que esta noche hay partido de fútbol.

Por curiosidad, entras en esa app para ver cómo están las apuestas y descubres que la probabilidad de la victoria pesa sobre equipo contrario, pero tú no opinas igual.

Vinculas tu tarjeta de crédito, haces tu jugada y ¡Bingo!

Acaba el partido y has cuadriplicado tu dinero. “Por solo diez euros, he conseguido cuarenta”, piensas, “tendría que haber apostado cien”.

En la próxima ocasión que tienes, vuelves a repetir y ¡ganas de nuevo!“¡Esto se me da genial, puedo ganar mucho dinero así!”

Esta situación tan habitual en muchos hogares es el comienzo de un problema que puede terminar en una grave adicción.

Comienzan a dejar de lado las relaciones sociales porque todo su mundo gira alrededor de una pantalla o un salón de juego donde ven que pueden obtener un gran beneficio económico.

La facilidad de optar por un crédito rápido incrementa las cantidades apostadas.

En cuanto al diagnóstico, tal y como nos cuenta Juan Lamas, “hay varios instrumentos de screening para realizar un buen diagnóstico de una persona con trastorno de juego y, aparte instrumentos científicos, existen varios registros de autocumplimento que nos pueden realizar un diagnóstico bastante exacto y que se pueden autorealizar”.

Y es que todas estas señales que hemos mencionado, se manifiestan en aquellos que sufren un desorden severo, pero que no se manifiesten todas no significa que no se esté gestando un problema que es importante diagnosticar cuanto antes para atajarlo lo más rápidamente posible y minimizar los daños.

En la página web de FEJAR se puede encontrar un test de autodiagnóstico que, contestando a una serie de preguntas, ofrece un análisis de la situación para, si fuese necesario, recurrir a ayuda profesional.