Trece detenidos por la muerte violenta de un joven de 24 años en A Coruña

Foto: Telemadrid |Vídeo: Telemadrid

Trece personas han sido detenidas por su presunta relación directa o indirecta con la muerte la madrugada del sábado en A Coruña de un joven de 24 años, vecino de Culleredo y que trabajaba como auxiliar de enfermería en la Fundación Padre Rubinos.

La línea de investigación se centra en una discusión que se originó por el uso de un teléfono móvil. La investigación policial, en manos de la Policía Nacional, se centra en esta cuestión, y no en una violencia homófoba, que sí aprecian los allegados de Samu, como era conocido en su círculo íntimo.

La juez de instrucción ha decretado el secreto de sumario.

Los arrestados, identificados y a los que se les está tomando declaración, están en el cuartel de Lonzas.Minutos antes de producirse la agresión, el chico fallecido, Samuel, estaba acompañado por una amiga con la que estaba realizando una videollamada, que pudo causar una confusión en otro grupo de jóvenes y que habría originado la fatal discusión y el inicio de las violentísimas agresiones.

Según han apuntado fuentes policiales a Efe, el joven presentaba varios hematomas e importantes golpes en la cabeza, que precisaron la intervención del 061 durante dos horas para tratar de reanimar al varón, aunque el fallecimiento se produjo finalmente en el Complejo Hospitalario Universitario de A Coruña (CHUAC), en el que llegó a ingresar, aunque en estado crítico.

Antes de la llegada de la ambulancia que atendió a la víctima, recibió la ayuda ciudadana de varias personas que se encontraban a esa hora cerca del lugar del suceso; dichas personas han declarado a la policía cómo fueron parte de los hechos que pudieron observar.

La policía ha podido confirmar con rapidez, a través de los teléfonos móviles, la identidad de la mayor parte de los agresores, mayores de edad la mayoría.

A todos ellos, han precisado las fuentes, se les está interrogando de forma separada para contrastar las versiones ofrecidas por cada uno sobre el caso, del que se ha decretado el secreto de las actuaciones.

Entre los cargos que se podrían imputar a los detenidos por haber participado en una pelea tumultuaria estarían, han avanzado las fuentes consultadas, omisión de socorro y haber participado como cooperadores necesarios en la agresión, además de implicar por homicidio al autor o autores de la agresión que causó la muerte del joven de origen brasileño.

El padre de Samu, Maxsoud Luiz, ha dejado un mensaje escrito en el lugar en el que el chaval quedó malherido con el que ha querido agradecer el trabajo del 061 "por todo el esfuerzo realizado" y ha expresado el dolor de la familia porque "nos quitaron la única luz que iluminaba nuestra vida; sabemos que vamos a tener un camino muy largo por recorrer; estaremos apoyados en nuestra familia, amigos y compañeros que nos ayudarán a salir de este camino oscuro".

Entre las ocho láminas escritas por el padre del joven asesinado, Maxsoud Luiz ha manifestado que agradece "todas vuestras oraciones y muestras de cariño; agradecer a nuestra maravillosa ciudad, A Coruña; gracias de corazón; que Dios pueda recompensar todo el cariño que nos estáis brindando; un abrazo muy fuerte a todos y deseamos que nunca más llegue a ocurrir otro día tan negro como el que estamos viviendo", ha dejado escrito sobre la acera de la Avenida Buenos Aires.

Mejores Momentos

Programas Completos

Más de Sucesos