La OCU aconseja una demanda civil “porque no hay nada que justifique esa factura desorbitada de 12.000 euros”

Foto: TELEMADRID |Vídeo: Telemadrid

El caso de la vecina de Villanueva del Pardillo, Tomasa, que tendrá que pagar la factura de agua de 12.000 euros que le reclama el Canal de Isabel II porque los responsables dicen que el contador funciona y que puede haber una fuga, puede pasarle a cualquier usuario.

Enrique García, portavoz de la OCU, dice que lo primero que hay que hacer en estos casos es reclamar por escrito, no solo hablar por teléfono como ha hecho esta vecina”. Por la cantidad que se le reclama y que García cree desorbitada a todas luces, opina que “si hay una fuga, posiblemente se trate de una fuga comunal, debe ser una fuga oculta que no es visible y no es lo mismo una visible que invisible”.

Comenta que en otras ocasiones “se paga una parte proporcional tras un acuerdo, pero esta situación es muy rara, porque una fuga no se arregla sola”, dice en referencia a que el contador ha vuelto a dar registros normales tras los que han causado las facturas, por lo que en su opinión “hay que llevar el contador a analizar”.

Para García no hay que denunciar ante la Guardia Civil “porque no es la competente, hay que poner una demanda civil”. Agrega que en este caso “no hay nada, ni por omisión ni por olvido, que justifique esa cantidad desorbitada por parte del Canal”.

Mejores Momentos

Programas Completos

Más de Canal de Isabel II