Sánchez dice que España está en "el lado correcto de la historia"

  • Ha querido dejar claro que "no ha faltado diplomacia, lo que ha sobrado es agresión"

El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, ha advertido hoy que "vienen tiempos duros" por la guerra de Putin contra Ucrania, pero ha querido dejar claro que el PSOE sabe distinguir quién es el agresor y el agredido y "el lado correcto de la historia".

Así lo ha afirmado durante su intervención en la reunión extraordinaria del Comité Federal y lo ha hecho detrás de la bandera de Ucrania, que ha sustituido los colores del PSOE en el atril.

Mariúpol, bajo el fuego, anuncia un nuevo intento de evacuación de la población civil
Mariúpol, bajo el fuego, anuncia un nuevo intento de evacuación de la población civil
Mariúpol, bajo el fuego, anuncia un nuevo intento de evacuación de la población civil

Mariúpol, bajo el fuego, anuncia un nuevo intento de evacuación de la población civil

Sánchez ha recordado que hace 11 días que Putin invadió Ucrania de manera "injusta e injustificada" y ha querido señalar que la "agresión salvaje" viene del presidente ruso, del que ha asegurado que mientras la comunidad internacional se volcaba en la diplomacia, "el agresor preparaba la agresión".

Sánchez ha recordado que el ataque de Putin contra Ucrania ha sido condenado de "manera rotunda" y se ha calificado de "cruel e injusto", y ha subrayado que esta "agresión salvaje" partió después de semanas de diálogo por parte de la comunidad internacional para tratar de evitar la guerra.

Sin embargo el mandatario ruso, ha puntualizado el secretario general socialista, se preparaba para la invasión mientras "negaba cínicamente sus planes" para una guerra que, ha advertido no puede desaparecer "de nuestra conciencia" porque "si dejáramos de dar importancia a los muertos y las bombas, si nos acostumbráramos a la guerra, estaríamos perdidos como seres humanos".

"No ha faltado diplomacia, lo que ha sobrado es agresión"

Por ello, ha querido dejar claro que "no ha faltado diplomacia, lo que ha sobrado es agresión", en respuesta, aunque sin citar, a la postura que ha tenido parte de Unidas Podemos incluidos varios de sus ministros.

Y en este sentido, ha querido dejar claro que España sabe distinguir entre un agresor y un agredido, entre una democracia y un régimen autoritario, entre una nación libre y soberana de una potencia nuclear que se ha visibilizado como "imperialista".

"Sabemos distinguir el lado correcto de la historia", ha exclamado al tiempo que condenaba la "guerra de Putin" y exigía que se restablezca la legalidad internacional.

En solidaridad con el pueblo ucranio, el fondo de la sala donde se celebra la reunión, en la sede del PSOE de la madrileña calle de Ferraz, ha sido decorado con los colores azul y amarillo de la bandera de este país, así como el estrado desde donde intervienen los oradores.

Recomendamos