Detenido un enfermero que grababa desnudas a mujeres que atendía en la Universidad Carlos III

  • Su mujer denunció los hechos ante la Policía en Aranjuez que localizó más de 200 grabaciones con mujeres desnudas en reconocimientos médicos en los campus que la Carlos III tiene en Getafe y en Leganés
Detenido un enfermero  que grababa desnudas a mujeres que atendía en la Universidad Carlos III
Universidad Carlos III de Madrid |Telemadrid

La Policía Nacional ha detenido a un enfermero que se encargaba de realizar las pruebas al personal de la Universidad Carlos III de Madrid (UC3M) por grabar las partes íntimas de sus pacientes, y ha encontrado en su ordenador casi 200 vídeos de mujeres que había atendido desde 2014.

Este hombre no es miembro del centro académico pero pertenece a una empresa a la que la universidad encarga las pruebas de su personal para el inicio del curso, según ha avanzado elDiario.es y han confirmado a EFE fuentes policiales.

La esposa de este enfermero fue la que el pasado mes de julio denunció los hechos ante la Comisaría de Policía Nacional en el municipio madrileño de Aranjuez.

La mujer dijo a los agentes que su marido tenía vídeos de mujeres desnudas mientras él les realizaba el reconocimiento médico.

Tras ello, el hombre fue detenido e incautado su ordenador, en el que los agentes encontraron cerca de 200 vídeos en los que se podían ver las partes íntimas de sus pacientes.

Este hombre tiene unos 50 años, es de nacionalidad española y no le constan antecedentes.

La Policía busca posibles víctimas en los campus de Getafe y Leganés, donde este enfermero realizó sus funciones

Desde ese momento, los investigadores de la Policía Judicial de Aranjuez se han desplazado a los campus que la Carlos III tiene en Getafe y en Leganés, donde este enfermero realizó sus funciones, para localizar a posibles víctimas.

También analizan el material incautado para identificar a estas mujeres y que pongan la denuncia correspondiente sobre este hombre, al que le acusan de un delito contra la intimidad.

Las primeras pesquisas calculan que grababa a sus pacientes desde el año 2014.

Desde la Universidad Carlos III han explicado que se trata de "un empleado de la empresa externa proveedora de servicios sanitarios ha grabado algunos reconocimientos médicos realizados a trabajadoras de la Universidad. Por lo que se sabe, dichas grabaciones no han sido compartidas ni difundidas".

La Universidad se ha "personado esta mañana en las diligencias previas abiertas como acusación particular en defensa de los intereses de la comunidad universitaria y en apoyo de las trabajadoras afectadas", añade en un comunicado.

Asimismo, la UC3M, "a través de su servicio jurídico y de la asistencia jurídica especializada que éste precise, está ofreciendo apoyo y representación en el proceso de forma gratuita a aquellas trabajadoras que, voluntariamente, así lo deseen", concluye.