Alcorcón dedica una plaza a María Hernández, cooperante asesinada en Etiopía

  • Realizaba diversas tareas para la ONG Médicos s¡n Fronteras
Cartel de la plaza de Alcorcón dedicada a la cooperante asesinada en Etiopía
Cartel de la plaza de Alcorcón dedicada a la cooperante asesinada en Etiopía |AYTO ALCORCÓN

El Ayuntamiento de Alcorcón ha decidido otorgar el nombre de la cooperante María Hernández Matas, asesinada el 24 de junio del año pasado en Etiopía, a una plaza pública de la localidad, en reconocimiento a su labor y a "sus grandes valores humanos y profesionales a favor de los colectivos más vulnerables".

De esta manera, el enclave ubicado entre las calles Nueva, Depósito y Getafe, ya se denomina Plaza Cooperante María Hernández Matas, tras un emotivo acto al que han acudido familiares, amigos, vecinos y vecinas del barrio, ya que Hernández vivió en esta localidad durante más de dos décadas.

Hernández Matas, originaria de Sanchotello (Salamanca), fue asesinada el 24 de junio pasado mientras realizaba diversas labores humanitarias en Etiopía para la organización Médicos Sin Fronteras, entidad para la que trabajaba como coordinadora financiera en la República Centroafricana.

Una cooperante madrileña asesinada en Etiopía junto a dos compañeros
Una cooperante madrileña asesinada en Etiopía junto a dos compañeros
Una cooperante madrileña asesinada en Etiopía junto a dos compañeros

Una cooperante madrileña asesinada en Etiopía junto a dos compañeros

Entre octubre y diciembre de 2020 fue destinada a Tigray (Etiopía), zona que vive una importante crisis humanitaria y un conflicto social, situación que fue denunciada públicamente por la cooperante en varias ocasiones.

Placa dedicada a la cooperante María Hernández asesinada en Etiopía en 2021 / AYTO ALCORCÓN
Placa dedicada a la cooperante María Hernández asesinada en Etiopía en 2021 |AYTO ALCORCÓN

Durante su segundo viaje a este lugar, en junio de 2021, fue asesinada junto a su compañero de la organización Yohannes Halefom y el conductor del coche que los transportaba, Tedros Gebremariam.

Recomendamos