Acusan a Ryanair de sabotear la huelga y piden al Gobierno que actúe

Acusan a Ryanair de sabotear la huelga y piden al Gobierno que actúe

El sindicato de pilotos Sepla ha acusado a la aerolínea Ryanair de recurrir a todas las medidas posibles, sean legales o ilegales, para "sabotear" la huelga usando, por ejemplo, pilotos residentes en bases como "esquiroles", y han pedido al Gobierno que aborde el tema para terminar con los incumplimientos.

En su segunda jornada de huelga, el Sepla ha insistido en que la aerolínea irlandesa coarta el derecho a huelga de sus empleados con unos servicios mínimos del 100 %, que contravienen lo ordenado por el Ministerio de Fomento.

En este sentido, ha subrayado que los paros de pilotos, que comenzaron este jueves, se saldaron sin ninguna cancelación y que la segunda jornada continúa por el mismo cauce.

Ryanair hizo llegar su lista de servicios mínimos cuando la huelga ya llevaba en marcha 16 horas y no ha comunicado en ningún momento el número total de vuelos programados antes de aplicar los servicios mínimos, han agregado desde el sindicato de pilotos.

A este respecto, el Sepla considera que los servicios mínimos decretados son "abusivos" al impedir el derecho a huelga de los pilotos de las bases canarias, principales afectados por el cierre de bases, y asegura que la Administración pública les está dejando "completamente desamparados".

En este contexto, acusa a Ryanair de reforzar sus filiales en el este de Europa mediante un trasvase de personal y recursos hacia Buzz y Laudamotion.

Desde USO, uno de los sindicatos convocantes de los paros dentro del colectivo de tripulantes, hablan de un seguimiento del 70 % en la huelga de bares lo que indica que, en la gran mayoría de los vuelos, no se va a ofrecer servicio a bordo, salvo a los pasajeros de riesgo.