La Generalitat dice que la tensión en la calle por los lazos amarillos son "hechos puntuales"

En Barcelona, primer consejo de Gobierno tras las vacaciones y sobre la mesa la simbología independentista y la tensión en la calle. Hoy la portavoz de Quim Torra da un paso más, defiende a los Mossos d´Esquadra y define lo que está ocurriendo en las calles como hechos puntuales.

Por otra parte, los Mossos dicen estar tranquilos tras la decisión de la Fiscalía de investigarles por identificar a quienes retiran lazos amarillos y han pedido que no se les use en la batalla política.

La Unión Sindical de la Policía Autonómica de Cataluña (Uspac) ha pedido que no se use a este cuerpo de seguridad en "batallas políticas" como la de los lazos amarillos, que ha llevado a la Fiscalía a abrir una investigación al estarse identificando a personas que retiran este símbolo independentista.

Este sindicato, en una declaración pública, pidió que tanto la Generalitat como los partidos políticos dejen de usar a los Mossos en la confrontación política, ya que el deseo de los miembros de este cuerpo de seguridad es ser "la Policía de todos los ciudadanos de Cataluña".

Mientras tanto, el presidente del PP, Pablo Casado, ha propuesto este miércoles tomar medidas legales contra los mandos políticos de los Mossos d'Esquadra si ordenan a los agentes actuar contra quienes retiran lazos amarillos en Cataluña.

Por otra parte, el presidente nacional del PP ha exigido a la Fiscalía que actúe de oficio "ante cualquier agresión física contra los ciudadanos que están retirando lazos".

Asimismo, el presidente de Ciudadanos, Albert Rivera, anunció este martes que el próximo jueves su partido presentará una petición al Defensor del Pueblo para que ampare a los "muchos catalanes que se sienten en situación de indefensión ante la arbitrariedad" de la Generalitat, presidida por Joaquim Torra, y que inicia con ello una "ofensiva" en las instituciones para defender los derechos y libertades de los catalanes.

Mientras, el ministro del Interior, Fernando Grande-Marlaska, ha defendido en una carta remitida este martes al consejero de Interior de la Generalitat, Miquel Buch, que la seguridad pública, de acuerdo a la legislación, es "competencia exclusiva del Estado" y que, por tanto, el primer punto del orden del día de la próxima reunión de la Junta de Seguridad de Cataluña debe centrarse en el "análisis general de la seguridad pública" en dicha comunidad autónoma.

Mejores Momentos

Programas Completos

Más de Cataluña