El inductor del asesinato de Javier Ardines: "Sólo quería darle un susto"

El inductor del asesinato de Javier Ardines: "Sólo quería darle un susto"

Pedro Luis Nieva Abaigar, de 48 años, tras ser detenido como inductor del asesinato del concejal de Izquierda Unida de Llanes (Asturias) Javier Ardines ha declarado a la Guardia Civil que "no quise matarle, solamente quise darle un buen susto", según publica ABC.

El detenido, casado con una prima de la mujer del concejal, mantenía una estrecha amistad con la víctima forjada en sus estancias en Llanes, donde tiene una casa muy cerca de la de Ardines y a la que también acudía algunos fines de semana por su proximidad a Amorebieta, poco más de 200 kilómetros, aunque desde que se cometió el crimen no volvió a ser visto en Llanes.

Fuentes cercanas a la investigación consideran que Pedro Luis Nieva Abaigar encargó el crimen movido por los celos ante una posible relación entre su mujer y el concejal y se valió de la ayuda de un conocido, también arrestado en Vizcaya, al igual que uno de los dos argelinos supuestos autores del crimen mientras que en el caso del segundo se han iniciado los trámites para su extradición desde Suiza.

Registro con presencia del presunto inductor

Agentes de la Guardia Civil trasladaron este miércoles al detenido a la vivienda que posee en la parroquia de Belmonte de Pría, muy cercana al que era lugar de residencia del edil, para realizar un registro.

El arrestado ha entrado en la vivienda, acompañado de varios agentes de la Unidad Central Operativa (UCO) que portaban cajas, tratando de ocultar su rostro ante la presencia de varios medios de comunicación.