Francia prohíbe a las empresas destruir productos nuevos no vendidos

Francia prohíbe a las empresas destruir productos nuevos no vendidos

Francia prohibirá a partir del año 2023 que se puedan destruir productos no vendidos pero nuevos. Esto, destruir lo que no se vendió, es algo que hacen de hecho muchas empresas de cosméticos y electrodomésticos, y lo hacen para que sus productos no pierdan valor. Sin embargo, este gesto provoca un impacto negativo sobre el medio ambiente.

El origen de la polémica

La polémica surgió en enero de 2019 en Francia, cuando un canal de televisión descubrió y sacó a la luz cómo Amazon destruía millones de productos nuevos que no había conseguido vender. Entre ellos, juguetes, electrodomésticos y hasta pañales.

La polémica salió a la luz por las imágenes de Amazon destruyendo millones de productos nuevos sin vender

Ahora Francia ha decidido prohibir desde el año 2023 a todas las empresas que puedan hacer esto. Con este dato se entenderá mejor esta decisión tan importante: solo en Francia se calcula que fabricantes y distribuidores tiran productos nuevos por valor de 650 millones de euros cada año.

En España aún no conocemos este tipo de datos, ni existe ningún tipo de ley al respecto. Lo que sí hacemos bien es reciclar el acero. Onces de los catorce millones de acero que producimos en nuestro país, proceden de acero reciclado.