Duendes, rockeros, chulapas y jorobados de la suerte en las administraciones de Lotería madrileñas

  • Repasamos algunas como el paraguas de la suerte de Aluche, el duende de Preciados o el Lotero Rockero de Hortaleza
  • “Gustan más los impares que los pares, pero no gustan los que empiezan en cero o en nueve"
Duendes, brujas, paraguas y jorobados de la suerte en las administraciones de Lotería madrileñas
Duendes, brujas, paraguas y jorobados de la suerte en las administraciones de Lotería madrileñas |Apreca

La tradición de comprar Lotería de Navidad y de hacerlo en una administración determinada va ligada a la costumbre y también al empleo de mascotas de la suerte.

Son grandes aliadas en las creencias de que te va a tocar si cuentas con el favor de la “bruja de la suerte” o el “duendecillo” de turno.

Muchas van ligadas en el nombre a la existencia de estas figuras, como la popular 'Bruja de Oro' de Sort (Lleida). Es la administración que más vende en España y su imagen luce asociada a una bruja vestida de amarillo que se ha convertido en el reclamo de la web y las redes sociales de la administración.

El Lotero Rockero de Hortaleza / El Lotero Rockero
El Lotero Rockero de Hortaleza |El Lotero Rockero

En Madrid es muy conocido el 'Lotero Rockero' de la calle Hortaleza. No hay duda de que un riff de guitarra puede atraer la suerte a nuestro favor.

El 'Jorobado de la suerte' de Preciados es también todo un clásico de la Navidad madrileña.

En Aluche tenemos el peculiar y gracioso paraguas de la ‘Lotería Aluche’ de la administración 107.

La Premiosa de Chamartín / Blog de La Premiosa
La Premiosa de Chamartín |Blog de La Premiosa

En estaciones madrileñas como Chamartín o Moncloa destacan otras figuras de la suerte muy populares. Es el caso de 'La Premiosa' de Chamartín o de 'La Chulapa' del intercambiador de Moncloa. ¿Para cuándo una Menina de la suerte?

La calle Pez tiene a su 'Búho de la Suerte' y la calle Arenal ofrece suerte a los que compren por su 'Elefante Azul'.

'Doña Manolita' también tiene su icono, tan difundido en las redes sociales y asociado a las imágenes de interminables colas que cada año forman parte de la iconografía de la navidad madrileña.

Los más habituales en el mundo de las “mascotas loteras” son los duendes. Pero también las hadas o los búhos de la suerte. Y no nos olvidemos de la figura del Trébol de cuatro hojas.

Otras mascotas de la suerte las tenemos en La Alubia Mágica de la administración número 1 de Tolosa (Guipúzcoa), El Hada Madrina de Cuenca (administración 8), o el dragón negro de la administración 1 de Sant Pere de Ribes, en Barcelona.

Operarios trasladan uno de los bombos del sorteo de la Lotería de Navidad
Operarios trasladan uno de los bombos del sorteo de la Lotería de Navidad

Las performances de 'La Mexicana'

Si hay una administración madrileña que destaca por su empleo de figuras y reclamos originales esa es La Mexicana de Alcorcón. “Nosotros lo que hacemos, salvo este año por la pandemia, son auténticas performances".

"El año pasado colocamos un gran pozo de los deseos y para este habíamos pensado en un butafumeiro. Incluso contratamos a una médium y pusimos un altar con velas el año que tocó el Gordo en nuestra administración, el 2010”, recuerda Agustín Rubio, administrador de La Mexicana.

Y no hicieron publicidad engañosa cuando un año prometieron que iba a tocar el Gordo de la Lotería. “Y esta vez, literalmente. Contratamos a un mariachi de 180 kilos para tocar canciones todos los lunes”.

¿El motivo? “Tenemos que hacer algo diferente para atraer al cliente. Es la ilusión y formar parte de una experiencia que marca la diferencia y se sale de lo habitual” apostilla.

El 13, 15, 5 o 7 se llevan la palma

El número bonito es aquel que siempre toca. Por algo los madrileños confían en números que acaben en 13, 15, 5 o 7.

Y entre los más elegidos, destacan los relacionados con las fechas de eventos familiares como el aniversario de bodas, el bautizo de un hijo o un nieto o un cumpleaños.

Son muchos los que compran siempre el mismo número en la Lotería de Navidad. Es un clásico apostar por los números predilectos, cifras bonitas y fechas significativas o efemérides.

“Gustan más los impares que los pares, pero no gustan los que empiezan en cero o en nueve. Ni demasiado bajos, ni demasiado altos” reconoce Lucía Pérez, de Barquillo 10. Y si se trata de público asiático, su número favorito es el 8.

Soñar el número

Los más supersticiosos piensan que entrar con el pie izquierdo en la administración les acercará más al Gordo de la Lotería de Navidad. Otros piensan que dependerá de comprar el décimo de lotería con la mano derecha.

Hay miles de anécdotas relacionadas con números y sueños. Como la del año 1949, en Málaga. Un hombre acudió hasta su Oficina de Correos más cercana relatando que había soñado que el 55.666 sería agraciado con El Gordo de la Lotería de Navidad, pero se lo tomaron a broma. Cuál sería su sorpresa al descubrir que el primer premio de aquel año fue, efectivamente, el número con el que aquel malagueño había soñado.

Algunos portan amuletos todo tipo de amuletos y talismanes. Una rama de perejil, una vela amarilla, monedas o una llave antigua.

Administración de Lotería en Madrid / EUROPA PRESS
Administración de Lotería en Madrid |EUROPA PRESS

Colgar el número de una herradura

En la superstición popular, es común vincular la compra de un número determinado a la costumbre de colgarlo de una herradura. Así llaman a la suerte en Galicia.

En otras partes de España es más común colocar una virgen junto al décimo del sorteo extraordinario de Navidad.

También es una creencia extendida llevar una moneda de oro o una llave de hierro en el bolsillo cuando vas a comprar tu décimo.

Aunque para rituales de la suerte, se mantiene el clásico de frotarlo en el vientre de una embarazada.

Y los bombos se llenan con las bolas de los premios
Y los bombos se llenan con las bolas de los premios

Repunte de las ventas

Los loteros madrileños remontan sus ventas tras un inicio de campaña lastrado por la incertidumbre y la caída de las ventas en hasta un 30 %.

En el caso concreto de nuestra comunidad, “septiembre fue un desastre. Perdimos una parte en bares y restaurantes, pero hemos recuperado parte a partir de noviembre gracias al comercio y la venta online. Particulares y empresas han aumentado este tipo de transacciones en hasta un 40 %” asegura Lucía Pérez, de Barquillo 10, una de las administraciones más antiguas de la capital.

De hecho, gracias a la venta online a través de su página web, han aumentado plantilla para esta campaña.

Lo importante es que se cumpla el deseo y la ilusión de repartir fortuna entre sus clientes. Y que muchos madrileños que han pasado momentos y situaciones tan complicadas con esta pandemia, puedan remontar y hacer realidad sus proyectos vitales con esperanza y unos cuantos dígitos extras en su cuenta corriente tras la llamada de la suerte.