El Gobierno afgano quiere hacer frente a la gran ofensiva talibán

  • EEUU contempla el cierre  total de su embajada en Afganistán
Foto: Telemadrid |Vídeo: Telemadrid

El Presidente de Afganistán, Ashraf Ghani, abogó hoy por hacer frente a la gran ofensiva talibán, que en poco más de una semana ha logrado el control de 20 de las 34 capitales de provincia afganas, el mayor avance en dos décadas de guerra que ha disparado las alertas sobre la posible caída de Kabul.

En un discurso televisado, Ghani aseguró que la "máxima prioridad" del Gobierno afgano reside en la movilización de las fuerzas de seguridad para lograr detener la captura de más capitales regionales en el país.

"Bajo la situación actual, la removilización de las fuerzas de seguridad es nuestra máxima prioridad y se están tomando las medidas necesarias para este propósito", apuntó Ghani.

Este anuncio del presidente se produce ante un panorama desolador, después de que muchas de las tropas afganas se rindieran o huyeran de los territorios conquistados por los talibanes, en algunos casos sin oponer resistencia.

Ghani dijo además que comprende la inquietud de los ciudadanos afganos sobre su "futuro y presente" en el país, y agregó que está tratando de prevenir una mayor "inestabilidad, violencia y desplazamiento de gente" a través de "amplias consultas" que ha iniciado en estos días con "líderes políticos y socios internacionales" y de cuyos avances informará pronto.

Asimismo, prometió que no permitirá que esta "guerra impuesta cause más muertes de personas inocentes, la destrucción de las infraestructuras del país y la pérdida de los logros alcanzados durante los últimos veinte años".

Las palabras de Ghani se producen después de que esta semana el presidente del Alto Consejo para la Reconciliación Nacional de Afganistán, Abdullah Abdullah, se reuniese en Doha con delegaciones internacionales en busca de una salida dialogada al conflicto.

Durante esos encuentros, la delegación del Gobierno afgano llegó a proponer supuestamente compartir el poder del país con los talibanes, una propuesta que estos negaron que hubiesen recibido. Para Abdullah, la estrategia de los insurgentes es clara: "No quieren la paz y tienen la intención de capturar Kabul".

20 capitales en una semana

Mientras Ghani pronunciaba su discurso, los talibanes hacían pública la conquista de su vigésima capital de provincia: Asadabad, capital de la región oriental de Kunar. La conquista se produjo después de que "el cuartel general de inteligencia y todos sus anexos" quedasen bajo el control de los muyahidines, aseguraron. Latif Fazli, un miembro del Consejo Provincial de Kunar, confirmó a Efe la captura de Asadabad esta tarde, y además liberaron a todos los presos de la cárcel provincial.

Tras la caída de Asadabad, los funcionarios y las fuerzas de seguridad afganas fueron evacuados hacia la ciudad de Jalalabad, capital de la vecina Nangarhar, una de las pocas provincias que aún se encuentra en manos de las autoridades afganas.

"No sé cuál es el escenario tras la evacuación de la ciudad, pero los funcionarios abandonaron la ciudad sin combatir ni presentar resistencia a los talibanes", destacó Fazli.

La caída de Asadabad se produjo además horas después de que los talibanes se hiciesen con el control de la capital regional de Paktika, Sharana.

Sharana también fue entregada de manera pacífica y sin "disparar una bala", reveló a Efe el diputado por la provincia de Paktika en la Cámara Baja del Parlamento nacional, Khalid Asad.

EEUU contempla el cierre de su Embajada

Estados Unidos ha comenzado a planear el cierre total de su embajada en la capital de Afganistán, Kabul, ante el avance de la insurgencia talibán en las capitales de provincia del país, según han informado múltiples fuentes cercanas al procedimiento al portal de noticias Politico.

Las fuentes consideran la clausura, todavía no anunciada, como "inevitable", y han indicado que el personal restante en la misión diplomática ha comenzado a destruir documentos clasificados y equipos electrónicos. También se prevé la destrucción de cualquier documento con "banderas estadounidenses que podría ser utilizado indebidamente en los esfuerzos de propaganda".

Esta noticia tiene lugar mientras cerca de 3.000 militares estadounidenses se dirigen a Kabul para ayudar a evacuar al personal de la Embajada y otros civiles en la capital afgana.

Un equipo de combate de la brigada de infantería también se trasladará desde Fort Bragg, Carolina del Norte, a Kuwait para actuar como una fuerza de reacción rápida para la seguridad en Kabul si es necesario, según el Pentágono.

Se espera que el contingente llegue el domingo a la capital dada la crítica situación, reconocida por el mismo Pentágono. "Kabul no se encuentra en este momento en un entorno de amenaza inminente, pero claramente ... si se mira lo que han estado haciendo los talibanes, se puede ver que están tratando de aislar a Kabul", según el portavoz de Defensa, John Bailey.

Controlan más de la mitad de las capitales provinciales

Los talibán han asegurado este sábado que una nueva capital de provincia, Sharana, la principal ciudad de Paktika (en el centro-este del país), ya está bajo su control después de que en la víspera anunciara su conquista de otras tres capitales de provincia, en este caso las de Ghor, Uruzgán y Logar, en el marco de un avance fulgurante durante la última semana que les ha permitido hacerse con cerca de la mitad de las 34 capitales provinciales del país asiático.

Mejores Momentos

Programas Completos

Más de Talibanes