Vídeo: Telemadrid | Foto: Redacción

Hablamos con el científico con el que se negó a debatir Miguel Bosé

La entrevista que concedió Miguel Bosé a Jordi Évole ha dado para mucho por sus sorprendentes declaraciones, pero un tema que no podía faltar en este encuentro televisivo fue el negacionismo que el cantante defiende a capa y espada desde el comienzo de la pandemia.

Y fue precisamente durante esta entrevista cuando el periodista le propuso conectar con un científico para debatir sobre su postura frente al virus, algo a lo que Bosé se negó.

"Yo estaba esperando y me dijeron, «finalmente el señor Bosé ha preferido que no te conectaras»"

En Juntos hemos contactado con este experto que iba a participar en la entrevista del cantante, pero no pudo hacerlo, el epidemiólogo y pediatra, Quique Bassat.

Yo estaba esperando, pasó el tiempo previsto y al final me dijeron que el señor Bosé había preferido que no me conectara, y era una de las posibilidades contempladas y, evidentemente, yo ya me imaginaba que pasaría algo así”, nos ha contado Bassat.

Pero lo más importante que hemos querido saber es qué le habría dicho este científico al cantante.

“Yo no habría entrado en polémicas políticas y en manos oscuras, yo habría hablado de los beneficios demostrados de las vacunas, como la gran herramienta de salud pública que ha conseguido que alarguemos nuestra esperanza de vida en el último siglo, unas herramientas que salvan entre dos y tres millones de vidas cada año. Ante estos datos es muy difícil negar el beneficio de las vacunas”, es la respuesta de epidemiólogo. A pesar de que Miguel Bosé cree que está en posesión de la verdad, no quiso conocer la opinión del experto que le estaba esperando.

“Para que haya debate tiene que haber dos personas con ganas de discutir y las dos con ganas de escuchar también y es algo que no pudo ocurrir”, ha manifestado el científico.

¿Habría logrado que Bosé cambiara de opinión?

La duda que no podremos resolver es si las palabras de Bassat habrían logrado que el cantante cambiase de opinión sobre sus creencias.

“Yo estoy bastante seguro que cuando se le planteó la posibilidad de que entraría en línea un científico, y sabiendo que los argumentos que él defiende flaquean por muchos lugares, no se atrevió a entrar en un debate público, pero es prácticamente imposible convencer a alguien que por creencia o por convicción cree realmente conocer la verdad, y que esa verdad es muy diferente de lo que piensa el 99 por ciento de la población restante”, opina el epidemiólogo.

Lo que sí que es cierto, es que la pandemia por coronavirus sigue cobrándose muchas vidas y que, a pesar de que las vacunas ya están en marcha, todavía nos falta mucho camino por recorrer para volver a la normalidad.